Los 5 miedos más comunes que nos detienen para invertir

0
47

Ciudad de México, 6 de marzo de 2024.- Involucrarte en alguna inversión para hacer crecer tu patrimonio se vuelve una estrategia fundamental junto con el ahorro para llevar unas finanzas personales saludables y garantizar una mejor libertad económica. Sin embargo, todavía falta una mayor educación financiera para que este tema sea un hábito entre los mexicanos, ya que sólo el 2% de la población del país tiene una cuenta de inversión, de acuerdo con datos de la Encuesta Nacional de Inclusión Financiera (Enif) 2021.

Al hablar de inversión por primera vez puede generar dudas e incertidumbre de saber si la decisión que se está tomando sobre el dinero es la correcta. Por esta razón, Alberto Martínez, asesor en inversiones y fundador de la firma de inversiones inmobiliarias Diam, te muestra los 5 miedos más comunes que detienen a las personas para invertir y cómo enfrentar cada uno, para que vayas con pasos firmes si vas a iniciar en el mundo de las inversiones.

1. Miedo a perder todo tu dinero. Este temor es el principal, ya que a nadie le gusta ver como sus ahorros de años disminuyen y esto genera que no se vuelva a invertir por miedo a tomar decisiones equivocadas. ¿Cómo enfrentarlo? Es importante que al iniciar se tenga en la mente que toda inversión conlleva un cierto riesgo, por eso, se debe evitar invertir todo el dinero en un sólo activo, la recomendación es que sólo sea 10 o 20% de los ingresos, de esta manera, poco a poco, se aprenderá sobre cómo funciona el modelo, ya que aprender de los errores es parte de ser inversionista.
2. Desconocimiento sobre las inversiones. No comprender cómo funcionan los instrumentos financieros, ni la terminología de las inversiones puede paralizar a la hora de decidir si se invierte o dejar de lado esta estrategia por falta de conocimientos. ¿Cómo enfrentarlo? Si se está decidido a invertir, ¡no hay que dar un paso atrás! para reducir la ansiedad a lo desconocido, lo mejor es aprender, consultar libros, también aprovechar que en internet se pueden encontrar cursos gratis de cómo manejar las finanzas personales, seguir a columnistas expertos en inversiones o escuchar algún podcast que hable del tema. De esta manera, uno se va a familiarizar más con los conceptos básicos.
3. No contar con bastante dinero para invertir. Sentir que los ingresos no son suficientes entre los gastos mensuales que se tienen para destinar una parte a la inversión. ¿Cómo enfrentarlo? Invertir no es sinónimo de quedarse sin dinero o empezar hasta que se tenga una fuerte suma. Al iniciar se trata de colocar una pequeña cantidad para generar rendimientos, conocer el modelo de inversión y crear una estrategia que permita tener mayores resultados. Se recomienda primero ordenar las finanzas personales para destinar una parte a la inversión, la regla 50-30-20 es un modelo sencillo para iniciar con esta organización, de los ingresos mensuales el 50% va a necesidades básicas, el 30% a gustos personales y el 20% al ahorro, de este rubro se toma una parte para la inversión. Comenzar con sumas pequeñas permitirá sentirse cómodo mientras se tiene experiencia, actualmente, existen opciones que van desde los mil pesos que pueden ayudar a tener mayor conocimiento sobre el tema.
4. Los rendimientos no serán tan altos. Colocar el dinero en algún instrumento de inversión y no tener ganancias altas en poco tiempo. ¿Cómo enfrentarlo? No olvidar que las inversiones son de largo o mediano plazo, el capital se estará moviendo, sólo hay que darle tiempo para ver los rendimientos. Por esta razón, antes de elegir un modelo para invertir, se debe conocer bien con cuánto capital se puede iniciar, en cuánto tiempo se obtienen ganancias y a qué plazos, con estas respuestas se tendrá un estimado de cómo crecerá el dinero.
5. Ser estafados. Confiar en alguna empresa de inversión, pero descubrir que es apócrifa y perder dinero. ¿Cómo enfrentarlo? Nunca se debe poner capital en una empresa o modelo que se desconozca, por más que un conocido recomiende algún instrumento o la oferta sea hacer crecer el dinero en plazos cortos. Como ya lo hemos apuntado, antes de colocar el dinero en alguna inversión, es necesario estar bien informados tanto del modelo como de la empresa, revisar a fondo su página de internet, si pertenece a alguna asociación y si la compañía se encuentra registrada en algún ente regulador como Condusef, Cnbv, Sipres o Profeco.

“Tomar la decisión de invertir para hacer crecer el dinero es una buena estrategia para mantener unas finanzas sanas, es natural que al empezar se tengan ciertos miedos, sobre todo, porque se va a poner parte de un capital que viene de un ahorro, por esta razón se recomienda informarse de qué se tratan las inversiones, los diferentes tipos de modelos y considerar asesoramiento profesional para comenzar a invertir con confianza”, indicó Martínez.

Anuncio

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí