Lima, Perú, /PRNewswire/.- El Chief Investment Office (CIO) de UBS Wealth Management publica un artículo detallado, titulado: «América Latina más allá del comercio internacional». El artículo estudia los cambios económicos que está experimentando la región, dentro los cuales se encuentra la desaceleración del crecimiento en exportaciones, desde al menos 15% al año antes de la crisis financiera global a menos del 6% desde el 2010. Evalúa también cómo los países de la región se comparan unos a otros con base en indicadores de desarrollo y cómo pueden adaptar sus políticas públicas de acuerdo a esto.

Además de promover un crecimiento doméstico sostenible, fortalecer las instituciones y mejorar la infraestructura, el artículo recomienda a América Latina aprovechar mejor sus ventajas demográficas invirtiendo más en áreas como salud y educación.

Con el objetivo de aumentar la productividad, los autores proponen también dar una mayor importancia a disminuir la economía informal al igual que promover la innovación.

De acuerdo con el reporte, fortalecer el sector financiero sería un medio clave para alcanzar estos objetivos.

Salud: Según la ONU, la población mayor a 65 años pasará de representar el 8% del total de la región en 2015 a 12% en 2030. El aumento del gasto en salud tendrá que rotar de enfermedades contagiosas a enfermedades no contagiosas y de tipo crónicas.

Educación: En América Latina el gasto en educación, como porcentaje del PIB, ya ha igualado al de los países de la Oecd, pero la región necesita esforzarse más para asegurar estándares mínimos de calidad educativa –al menos, la mitad de los estudiantes en tercer y sexto grado no alcanzaron los estándares mínimos en matemáticas, según la ONU. Los niveles de alfabetismo también son un problema.

Economía informal: Según la OIT, al menos, 47% de los trabajadores en la región siguen empleados de manera informal. Los países tienen que hacer más para incentivar la formalización del empleo, como por ejemplo, facilitar el crédito a los trabajadores registrados.

Sector financiero: El ahorro doméstico, como porcentaje del PIB, prácticamente no ha aumentado en los últimos 20 años en la región. Los países pueden facilitar el financiamiento de proyectos por medio del aumento de la tasa de ahorro y el fortalecimiento de los mercados de capitales domésticos.

El reporte también resalta país por país el progreso en cada una de estas áreas que pueda servir como camino a seguir para otros países de la región –por ejemplo:

Argentina: La nueva Ley de Emprendedores permite la creación de nuevos negocios en tan solo un día, otorga ventajas fiscales para los inversionistas e incentiva a las aceleradoras de negocios.

Brasil: País que más invierte en salud y educación en la región –alrededor del 8.3% del PIB en 2014 en salud y, al menos, el 6 % del PIB en educación en 2012.

Chile: Desde su lanzamiento en 2010, el programa Start-up Chile ha ayudado a promover alrededor de 1,300 Start-ups, creando un centro de innovación comúnmente denominado ‘Chilecon Valley’.

Colombia: El sector privado del país trabaja conjuntamente con el gobierno para orientar mejor a los estudiantes a cubrir las necesidades de los empleadores. Más del 50% de los programas son orientados vocacionalmente.

México: En los últimos años, el país ha lanzado varios programas para promover la formalización del empleo, incluyendo la incorporación de un nuevo régimen fiscal.

Perú: Desde 1990, el país ha aumentado su tasa de ahorros domésticos por arriba de 5 puntos porcentuales a 20.9% del PIB, creando una fuente de capital para la inversión.

  • Jorge Mariscal, jefe de Inversión de Mercados Emergentes en UBS Wealth Management, comenta: «Bajo las condiciones globales actuales, es poco probable que América Latina pueda seguir exportando su camino hacia la prosperidad. En asociación con inversionistas privados, recomendamos a la región tomar medidas para promover fuentes domesticas de crecimiento y aprovechar su capital humano».
  • Paul Raphael, jefe de la Región Europea y Mercados Emergentes en UBS Wealth Management, comenta: «El camino de reforma estructural en América Latina va a ser difícil y ciertamente desafíos persistirán. Sin embargo, el tiempo que pasamos con nuestros clientes en la región nos da la confianza en su habilidad de enfrentar estos retos de manera exitosa».
  • Alejandro Vélez, jefe de América Latina en UBS Wealth Management, comenta: «Después de la gran contracción económica en América Latina desde la crisis financiera, una visión cautelosa y optimista es justificada. Brasil y Argentina están pasando de una recesión hacia una trayectoria de crecimiento, mientras que los fundamentales en el caso de México han mostrado resistencia ante le presión externa».
  • Ricardo González, jefe de UBS Wealth Management Américas Internacional, comenta: «A pesar de los riesgos económicos y políticos, tenemos una gran confianza que América Latina y otros mercados emergentes ofrecerán una variedad de oportunidades de inversión para nuestros clientes en los próximos años.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

tres × 3 =