Reafirmando su compromiso con la protección y conservación del medio ambiente, TCS, en conjunto con la Comisión Nacional Forestal (Conafor), llevó a cabo su Jornada de Reforestación por segundo año consecutivo, actividad que tiene como objetivo contrarrestar los cambios climáticos en la Ciudad de México y generar conciencia entre los colaboradores de TCS, ya que para la empresa, la sustentabilidad es un estado de equilibrio entre la Responsabilidad Económica Empresarial y la Responsabilidad Social Empresarial.

El evento involucró a empleados y familiares y se realizó en el paraje la Cima, en Topilejo, comunidad que se encuentra ubicada al sur de la Ciudad de México, con la finalidad de mejorar la sociedad, comunidades y medio ambiente.

De acuerdo con la Conafor, en la Ciudad de México existen zonas degradadas en las Delegaciones Tlalpan, Milpa Alta y Magdalena Contreras, por lo que es necesaria, la restauración y repoblación proactiva de estas comunidades, ya que cada árbol en la capital tiene un peso especial por el servicio ambiental que brinda, debido a la contaminación que afecta a los habitantes”.

Cada año la deforestación arrasa con los bosques y las selvas de la Tierra. Según el estudio sobre los bosques más completo de la FAO hasta la fecha, “La Evaluación de los recursos forestales mundiales 2015 (FRA)”, desde 1990 se han perdido alrededor de 129 millones de hectáreas de bosques, una superficie casi equivalente a la de Sudáfrica.

Para TCS la reforestación es una operación esencial para la supervivencia del hombre y otros seres vivos, ya que los árboles desempeñan un papel crucial para la mejora del medio ambiente, siendo los encargados de atrapar y eliminar partículas contaminantes, disminuyen el efecto invernadero (responsable de calentamiento global) y aseguran que en el planeta exista oxígeno suficiente para abastecer a sus seres vivos.

“En TCS estamos convencidos de la importancia del medio ambiente y buscamos retribuir a todas las comunidades en las que desarrollamos nuestro negocio. A través de esta jornada de reforestación queremos aportar nuestro granito de arena para mejorar el medio ambiente y brindarles a los habitantes de la Ciudad de México y a futuras generaciones una mejor calidad de vida”, comentó Adriana Torres, directora general para TCS México.

Se espera que este proyecto continúe creciendo con la colaboración de la Conafor y que, próximamente, se confirmen las fechas para reforestar comunidades en Guadalajara, Jalisco, y Querétaro, Querétaro.

Por otra parte, Royal Philips (NYSE: PHG, AEX: PHIA) anunció el lanzamiento de su nuevo programa de sostenibilidad de 5 años, ‘Personas saludables, planeta sustentable’. Este nuevo programa se basa en el objetivo de Philips de mejorar la vida de 3 mil millones de personas al año en 2025, haciendo que el mundo sea más saludable y más sostenible, a través de la innovación. En América Latina, Philips mejoró 172 millones de vidas en 2015. Los objetivos del programa se basan en tres pilares: crear valor para los clientes de Philips, a través de soluciones sostenibles, liderando con el ejemplo en sus operaciones sostenibles y multiplicando su impacto al impulsar la sostenibilidad, a través de su cadena de suministro.

El programa se basa en el éxito de EcoVision, enfoque de sostenibilidad de Philips que abarcó de 1994 a 2015. En 2015, Philips fue reconocida como líder mundial para la acción empresarial sobre el cambio climático, al lograr una puntuación perfecta en el estudio de cambio climático por tercer año consecutivo y ser nombrada líder de la categoría ‘Conglomerados Industriales’, en el Índice de Sostenibilidad Dow Jones.

Los objetivos importantes en el nuevo programa para el año 2020 incluyen:

  • 70% de la facturación de ingresos verdes y 15% de ingresos circulares
  • Operaciones de neutrales en carbono, 100% electricidad renovable
  • Sostenibilidad de proveedores mejorada para entregar mejoras estructurales

“Estoy muy orgulloso de compartir el programa ‘Personas saludables, planeta sustentable’,” dijo Frans van Houten, CEO de Royal Philips “En Philips, adoptamos plenamente la sostenibilidad, debido a sus beneficios para la sociedad y porque creemos que es un motor para el crecimiento económico. Es por eso que la sostenibilidad es parte integral de la estrategia de la empresa. Nuestro nuevo programa refleja nuestro compromiso con los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) de las Naciones Unidas (ONU) universalmente acordados, especialmente aquellos para garantizar una vida saludable y promover el bienestar para todos en todas las edades y para garantizar patrones sostenibles de consumo y producción. Hemos fijado metas ambiciosas para nuestras innovaciones, productos, soluciones, operaciones y los socios de negocios con los que trabajamos para cumplir esos objetivos”.

En tanto, Scotiabank informó que hace 10 años inició la alianza con Naturalia Comité para la Conservación de Especies Silvestres, A.C., para ser parte del programa “Cinturón Verde”, con el objetivo de recuperar miles de árboles y decenas de hectáreas perdidas de bosque, a través de jornadas de reforestación. En la edición 2016, la institución de origen canadiense plantará más de 13 mil árboles a través de la participación de 2 mil colaboradores voluntarios.

El 21 de julio de 2007 se realizó la plantación de los primeros 1,000 árboles en el Parque Nacional Cumbres del Ajusco con el apoyo de 100 voluntarios de Scotiabank. “Cuando nos planteamos la posibilidad de invitar a los colaboradores a participar activamente en un voluntariado a favor del medio ambiente, el principal reto fue encontrar un aliado experto en la materia que diera certidumbre de que lo realizado sería con el nivel de profesionalismo y cuidado que requería. Fue un acierto encontrar a Naturalia, organización con más de 25 años de experiencia, la cual encabeza proyectos de conservación de flora y fauna amenazados”, comentó Rodrigo Villaseñor, subdirector de Responsabilidad Social en Scotiabank y participante desde la primera reforestación.

Como todo programa, ha ido madurando con el paso de los años. De ser 100 voluntarios que participaron el primer año cuando se lanzó la iniciativa, hoy Scotiabank logra reunir a más de 2,000 voluntarios cada año. Se han reforestado más de 96 hectáreas con 96,000 árboles en total en sedes como Ciudad de México, Ciudad Victoria, Chihuahua, Estado de México, Guadalajara, Hermosillo, Jalapa, Monterrey, Morelos, Querétaro y San Luis Potosí. Además, anualmente Naturalia realiza un monitoreo y cuidado de los árboles plantados, lo que incrementa su porcentaje de sobrevivencia. El pico más alto se logró en 2014 con la sobrevivencia del 68% de los árboles plantados en 9 sedes.

Miguel Lozano, DGA de Recursos Humanos, afirmó que “ser participantes del Pacto Mundial de la ONU desde 2007 nos ha comprometido a nivel global a cumplir con los 10 Principios, siendo uno de ellos el cuidado del medio ambiente. Estamos comprometidos con la nueva agenda 2030 de la ONU, contribuyendo tangiblemente a la meta de acción por el clima y la de vida de ecosistemas terrestres.” Además, agregó que aunque el giro de su sector no tiene un alto efecto dañino al medio ambiente, la compañía está consciente de que sus operaciones tienen un impacto ambiental y, por ello, han adoptado medidas en el negocio para disminuirlo de manera que contribuyan con el desarrollo sostenible.

“Somos una sociedad con un nivel de conciencia todavía muy por debajo del grave problema que enfrenta la biodiversidad del planeta. A pesar de esto, cada esfuerzo realizado con aliados como Scotiabank, es un avance para ayudar a revertir el impacto que hemos causado”, mencionó Óscar Moctezuma O., director fundador de Naturalia, A.C. Añadió que “a nuestros líderes de brigada les entusiasma ver el compromiso de los colaboradores de Scotiabank, viviendo los valores de su organización, pues asisten acompañados de sus familias con niños desde los 3 años, a apoyar los trabajos de reforestación”.

En las reforestaciones se plantan exclusivamente especies nativas, es decir, originarias de México o difundidas en Norteamérica para recuperar los ecosistemas originales. También se innovó con el uso de hidrogeles durante la plantación para favorecer la retención de humedad y aumentar las probabilidades de sobrevivencia de los árboles. La deforestación y la degradación de los bosques son causa y resultado del cambio climático. Hasta una quinta parte de las emisiones de CO2 mundiales se deben a la tala indiscriminada de árboles, lo cual contribuye aún más al cambio climático.

Asimismo, el secretario de Medio Ambiente (Semarnat), Rafael Pacchiano Alamán, tomó protesta al IX Consejo Directivo del Colegio de Ingenieros Ambientales de México, A.C. (Cinam), en el Alcázar del Castillo de Chapultepec, en cuya ceremonia agradeció al presidente saliente, Mario A. Montaño García, por el apoyo recibido durante su gestión e invitó a su sucesor, Julio Valdivieso Rosado, a seguir trabajando de la mano por el futuro de México.

Pacchiano reconoció la importancia del trabajo que realizan los ingenieros ambientales para lograr las metas trazadas en el Plan Nacional de Desarrollo 2014–2018 y alcanzar el crecimiento sustentable del país.

Comentó que la administración del presidente Peña Nieto ha dado énfasis a dos temas ambientales: cambio climático y conservación de la biodiversidad, los cuales están vinculados, ya que al detener la pérdida de la biodiversidad se pueden enfrentar mejor los impactos de un clima que conlleva fenómenos meteorológicos extremos.

A estos dos retos se suma la pobreza; de ahí el interés del Gobierno de la República de generar un crecimiento económico que eleve el nivel de vida de las poblaciones y, al mismo tiempo, permita cuidar los recursos naturales del país.

Informó que en materia de conservación, México cuenta con 177 áreas naturales protegidas, de las cuales, en los últimos tres años se han publicado 39 planes de manejo y, ahora, 106 ANP ya cuentan con este instrumento indispensable para su cuidado.

Señaló que la creación de la Gendarmería Ambiental garantizará que en las áreas naturales terrestres se combatan de manera preventiva las principales amenazas que afectan los recursos naturales, como pueden ser tala ilegal, invasiones o tráfico de especies.

Sobre el cambio climático, refirió la infraestructura normativa que se ha conformado para legislar en esta materia y cumplir con los compromisos voluntarios de adaptación y reducción de emisiones que nuestro país adquirió ante la comunidad internacional.

Reconoció el apoyo que el Colegio de Ingenieros Ambientales de México ha brindado al Gobierno de la República aportando sus conocimientos y compromisos en todos estos temas prioritarios. Destacó que su participación será prioritaria en los trabajos para mejorar la calidad del aire en la Megalópolis.

Valdivieso Rosado aseguró que cuentan con las herramientas y conocimientos para enfrentar los desafíos que se presentan en el día a día, combinando todas las ciencias para ofrecer la técnica operativa al servicio de México. Se comprometió a reforzar su participación en la elaboración de la normatividad en los tres niveles de gobierno.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí