ShareAmerica

Washinton, D. C., 6 de septiembre de 2018.- Los cerdos de la granja de Rose Lukwago Nassali, en Uganda, crecen en tamaño y en cantidad desde que ella elaborara una nueva fórmula alimenticia, en la que emplea mazorcas de maíz desgranadas que antes los agricultores solían descartar.

“Mi negocio está creciendo ciertamente”, dijo Nassali, que acredita su éxito a un curso de 15 días realizado en la India, con auspicio de la Agencia de Estados Unidos para el Desarrollo Internacional y el ministerio de Agricultura y Bienestar de los Agricultores de la India.

El programa le mostró a Nassali que la mazorca de maíz todavía tiene valor nutritivo tras ser desgranada. Cuando regresó a Uganda, creó una nueva fórmula para alimentar a los cerdos usando las mazorcas.

“Aprendí que nada se pierde entre la granja y el consumidor, a diferencia de Uganda donde se desperdicia bastante. Todo puede ser utilizado”, dijo Nassali.

Nassali es una de las 717 personas que han recibido capacitación especial por medio del Programa Triangular de Capacitación para la India de Alimentar el Futuro, una iniciativa conjunta entre Estados Unidos y la India. Para el año 2020 el programa tiene previsto capacitar a 1,500 personas que participan en algún aspecto de la agricultura: agricultores, procesadores de alimentos, propietarios de empresas agrícolas y expertos en políticas agrícolas procedentes de 11 países de África y seis de Asia. Entre los temas a tratarse figuran las innovaciones agrícolas de Estados Unidos y la India y lo más reciente en prácticas agrícolas.

“Mi proyecto con los cerdos se está ampliando bastante” debido al programa, comentó.

Permanecer conectado y transmitirlo luego
La mayor parte de la capacitación tiene lugar en la India en institutos especializados en investigación agrícola. Vamsi Reddy, un especialista en agricultura con Usaid que ayuda a administrar el programa, dijo que el programa se dedica a agrónomos de mediano y alto nivel que al final de la experiencia de capacitación “muestran cómo al retornar a sus lugares de origen han de aplicar su conocimiento en beneficio de los agricultores”.

Casi el 60 por ciento del tiempo de la capacitación se emplea para que los participantes practiquen nuevos conocimientos, visiten lugares donde se desarrollan nuevas tecnologías y sostengan reuniones con agricultores que están usando esas técnicas, dijo.

Reddy señaló que los participantes “regresan de la capacitación con mucha más confianza”, y mantienen contactos con las plataformas de redes sociales como los grupos de WhatsApp y Facebook para seguir intercambiando información y motivarse mutuamente. Dijo que “los asistentes a la capacitación perciben que el contexto agrícola de la India dominado por pequeños agricultores es similar al de sus países, y que si esas tecnologías son útiles en la India también pueden serlo en sus países respectivos”.

Nassali compartió su fórmula para los cerdos, hecha con deshechos de mazorcas de maíz, con otros agricultores en Uganda y ahora “algo que aparentemente era un producto inservible tiene un nueva dimensión y valor para los agricultores”.

Países participantes

  • África: Botsuana, Sudán, Uganda, Ghana, Liberia, Congo, Ruanda, Mozambique, Malaui, Tanzania, Kenia
  • Asia: Camboya, Mongolia, Birmania, Vietnam, Laos, Afganistán

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

catorce − dos =