Ampliará México exportación de frutas seguras del sur sureste nacional

0
28

Ciudad de México, 3 de enero de 2023.- Con el propósito de que los productores hortofrutícolas del sur sureste del país puedan exportar fruta fresca con tratamiento de irradiación a Estados Unidos, la Secretaría de Agricultura y Desarrollo Rural (Agricultura) trabaja en un proyecto para reconvertir la antigua planta de cría y esterilización de machos de mosca del Mediterráneo, ubicada en Metapa de Domínguez, Chiapas (sur), en una planta de irradiación.

En reunión con el director general del Fideicomiso de Riesgo Compartido (Firco), Francisco Delgado Mendoza, el director general de Sanidad Vegetal del Servicio Nacional de Sanidad, Inocuidad y Calidad Agroalimentaria (Senasica), Francisco Ramírez y Ramírez, señaló que el proyecto impulsará principalmente a productores de frutas del sur sureste, quienes tendrían la oportunidad de exportar a mercados muy exigentes como la Unión Europea y Japón.

Subrayó que la antigua Planta Moscamed cuenta con los requerimientos básicos que utilizan las plantas de irradiación de alimentos, por lo que sólo sería necesario adaptar la infraestructura a las nuevas necesidades de este tratamiento poscosecha.

Adicionalmente, se cuenta con personal altamente calificado y óptimo equipo tecnológico que permitirán concretar el proyecto a mediano plazo, en beneficio principalmente de productores de pequeña y mediana escala.

Ramírez y Ramírez precisó que contar con una planta de tratamiento de irradiación, como la que existe en Matehuala, San Luis Potosí (noreste), permitirá crear nuevos empleos, reducir tiempos de traslado del producto desde su cosecha hasta el anaquel y garantizar que se mitigue adecuadamente el riesgo fitosanitario.

Agregó que, actualmente, la irradiación de alimentos frescos es un tratamiento seguro que permite la exportación a Estados Unidos y otras regiones del mundo de productos como mango, carambola, chile manzano, granada, higo, naranja, guayaba, pitaya y, próximamente, rambután y zapote negro.

El director general del Firco, Francisco Delgado Mendoza, recordó que, a finales de los años 70, con apoyo de la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO) y el Organismo Internacional de Energía Atómica (Oiea), México construyó la Planta de Cría y Esterilización de Mosca del Mediterráneo.

Esta instalación, comentó, produjo durante más de 40 años alrededor de 500 millones de pupas por semana, las cuales son estratégicas para la erradicación de la plaga.

Indicó que, en 2021, con la entrada en operación de la nueva planta Moscamed, las instalaciones que quedaron en desuso ahora podrán fungir como una infraestructura para el tratamiento fitosanitario post cosecha, lo que representa un beneficio importante para desarrollo del sector frutícola mexicano.

Por Firco, en la reunión también participaron el director ejecutivo de Apoyos a Agronegocios, Héctor Raúl Marcué Diego, y el gerente regional en la Dirección Ejecutiva de Apoyos a los Agronegocios, José Manuel Arango Maldonado.

Nuevo dispositivo nacional de emergencia para proteger avicultura mexicana
Con el objetivo de mantener y fortalecer las medidas de vigilancia epidemiológica y potenciar las acciones para el control y erradicación de la influenza aviar (IA) de alta patogenicidad AH5N1, Agricultura activó un nuevo Dispositivo Nacional de Emergencia de Sanidad Animal (Dinesa), con lo cual disminuye el riesgo de diseminación de la enfermedad y se protege a la avicultura nacional.

El Dispositivo se integra al que está vigente desde el 3 de junio de 2022 y que fue ampliado el 1 de diciembre, con lo cual se brinda certeza legal y operativa a las medidas que implementa el Servicio Nacional de Sanidad, Inocuidad y Calidad Agroalimentaria (Senasica), a través de la Dirección General de Salud Animal (Dgsa), con la participación de los Grupos Estatales de Emergencia de Sanidad Animal (Geesa), los gobiernos de los estados y el sector productivo.

El Acuerdo, publicado este martes en el Diario Oficial de la Federación (DOF), mantiene en marcha todos los recursos del Gobierno federal para proteger la avicultura nacional, la cual contribuye con más del 40 por ciento del volumen total de proteína animal que se consumen en el país.

El Dispositivo señala que son sujetos obligados al cumplimiento del documento los propietarios, intermediarios, comercializadores y todas aquellas personas que realicen actividades relacionadas con la producción, industrialización, transporte y comercialización de aves, sus productos, subproductos y todos aquellos materiales e instrumentos relacionados con la avicultura.

El personal del Senasica, distribuido en todo el territorio nacional, continuará operando el control de la movilización de aves, sus productos y subproductos, vehículos, contenedores e implementos avícolas, conforme a lo establecido en el Manual de procedimientos de cuarentena y control en la movilización.

Así, podrán retener aves, sus productos y subproductos, así como productos biológicos, químicos, farmacéuticos y alimenticios, para uso o consumo de aves, que pudieran provocar la diseminación del virus de influenza aviar, indicó la dependencia federal.

En materia de vacunación, el Dinesa establece que los Médicos Veterinarios Responsables Autorizados (Mvra) por el Senasica son los únicos técnicos avalados para aplicar los biológicos a aves en regiones productoras.

El Acuerdo, que tendrá vigencia de seis meses, subraya que los avicultores y cualquier persona relacionada con la producción avícola, debe notificar al Senasica o en cualquier oficina de la Secretaría de Agricultura sobre sospechas de la enfermedad y describir los síntomas que presenten las aves.

El Senasica activó el Dinesa desde el 3 de junio de 2022, como respuesta al brote de Iaap AH7N3 en la comarca Lagunera. El operativo emergente concluyó en esa región a principios de septiembre, luego de seis semanas consecutivas de no haberse confirmado ningún caso positivo.

Producto de la vigilancia epidemiológica permanente que aplican los técnicos de Agricultura, a mediados de octubre Senasica confirmó en sus laboratorios los primeros casos de influenza aviar de alta patogenicidad AH5N1 en aves silvestres, por lo que intensificó las labores contraepidémicas y en diciembre extendió la vigencia del Dinesa por seis meses más.

Hasta el momento en México, la Iaap AH5N1 ha afectado a un total de 5.5 millones de aves, la mayoría de postura –el 0.26 por ciento del inventario nacional—, en 23 unidades de producción avícola comercial de nueve entidades: siete en Jalisco, nueve en Yucatán, seis en Sonora y una en Nuevo León, en este último estado ya fue levantada la cuarentena interna. Además, se afectaron cinco granjas de traspatio localizadas en Chiapas, Chihuahua, Estado México, Oaxaca y Tamaulipas, señaló.

El Senasica recordó que se levantó la cuarentena interna a Nuevo León, medida que prevalece en Jalisco, Sonora y Yucatán, por lo que invitó a los integrantes de la cadena productiva a no trasladar productos avícolas que no hayan certificado los técnicos de la institución, tras demostrar la ausencia de influenza en sus granjas.

Asimismo, reiteró el llamado a notificar de manera inmediata cualquier anomalía que detecten en sus granjas y recordó que la temporada invernal de migración de aves acuáticas continúa, por lo que no se descartan nuevos eventos en cualquier parte del territorio nacional, por ello, los avicultores no deben bajar la guardia.

Para reportar la sospecha de la presencia de una enfermedad o plaga exótica de los animales, el Senasica pone a disposición de la población el teléfono 800 751 2100 y la aplicación AVISE, disponible para sistemas iOS y Android. También, pueden reportar en cualquier oficina de la Secretaría de Agricultura, Senasica o Coordinación de la CPA, ubicadas en todos los estados del país.

Anuncio TD

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí