Ciudad de México, 17 de febrero de 2021.- El hogar debe ser sinónimo de tranquilidad y comodidad. Cuando estamos de vacaciones o en periodo de descanso lo primero que pensamos es en salir de casa, sin darnos cuenta que el lugar en el que vivimos es el mejor para pasar ratos de relajación en compañía o por nuestra cuenta. Si piensas que tu casa no es lo suficientemente amena para pasar un rato de descanso, no te preocupes, La Haus proptech, líder en tecnología inmobiliaria, te da algunos tips para que esto cambie y tu depa o casa sea el mejor espacio para relajarte.

1. Mantén tus espacios ordenados: ¡Menos es más! Está comprobado que los espacios limpios y con orden promueven un ambiente de paz. Saca todas tus pertenencias, haz una limpia y deshazte de lo que realmente no necesitas; arregla ese mueble que llevas tanto tiempo sin acomodar; despídete de la ropa que llevas años sin utilizar y conserva solo lo que uses y lo que te haga feliz.
2. Cuida tu iluminación: Rodéate de luces cálidas, te ayudarán a conseguir un entorno de relajación, acogedor e íntimo; los focos amarillos ahorradores son una excelente opción. Te aconsejamos, además, que evites las lámparas de techo en tu habitación, mejor usa lámparas de piso y dirige las bombillas al techo para lograr una luz uniforme. Utiliza luces de pared flexibles si eres un lector nocturno.
3. Rodéate de verde: Las plantas le darán un toque más natural a tu espacio, estas no son solo un elemento de decoración, también ayudan a purificar el oxígeno que respiras en un ambiente cerrado, lo que disminuye el estrés. La sansevieria es una de las plantas más efectivas.
4. Escoge tu rincón y hazlo tuyo: Además de tener tu propia habitación y baño, ¡adapta un rinconcito de tu hogar para ti! Ya sea para realizar tu meditación diaria, practicar yoga, hacer ejercicio, leer o tomarte una copa de vino o un buen café.
5. Cambia la decoración: Elige bien los colores y la decoración. Haz que tu casa se sienta hogareña agregando cobijas y cojines a tu sillón, escoge un tapete que, además de verse bien, sea cómodo para caminar sin zapatos y evita colores llamativos en tus paredes o muebles pues, aunque se vean bien, después de un tiempo cansan la vista y se vuelven incómodos.

Recuerda que tu hogar es el lugar que te va a recibir con los brazos abiertos cuando tengas un día pesado en el trabajo o en la escuela, en el que vas a recibir a tus amigos en cuanto podamos reunirnos de nuevo y donde se crean momentos especiales con tus seres queridos y, por supuesto, con tu mascota.

DEJA UNA RESPUESTA

¡Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

tres × 2 =