Análisis escrito por Dr. Joseph Mercola.
Datos comprobados

Estados Unidos, 29 de diciembre de 2020.- Los arándanos son un alimento popular durante la temporada navideña, desde el Día de Acción de Gracias hasta la Navidad. Sin embargo, debido a que sus beneficios incluyen sustancias antibacterianas y prebióticas, es posible que sea una fruta que deba incluir su menú durante todo el año.

Los arándanos son frutas que contienen muchos antioxidantes y nutrientes. Las plantas son nativas de América del Norte, por lo que, en las condiciones adecuadas, puede cultivar las suyas. Son enredaderas perennes que florecen cuando se cultivan en agua o en tierra seca y los estolones crecen hasta 6 pies de largo.

Las ramas verticales cortas se desarrollan a partir de los estolones y a partir de estos se forman las bayas. Las plantas comerciales se cultivan en lodazales, pero los jardineros domésticos pueden plantarlos en un terreno con buen drenaje y un pH de menos de 5. La siguiente consideración es el riego, ya que el agua alcalina afectará el pH de la tierra. Las plantas necesitan estar en un clima frío durante casi tres meses al año para crear una fase latente.

El Departamento de Agricultura de Estados Unidos reconoce el arándano norteamericano (Vaccinium macrocarpon) como el estándar en el país. La variedad europea se cultiva en partes de Europa central y produce frutos más pequeños con un perfil ácido diferente. Los principales estados productores de Estados Unidos son Massachusetts, Nueva Jersey, Oregón, Wisconsin y Washington.

Cada día toma pequeñas decisiones que afectan su salud. Antes de consumir una barra de proteínas o palitos de zanahoria, piense en un tazón de arándanos. Contienen vitamina C, fibra y fitonutrientes que ofrecen protección contra varias afecciones de salud.

Arándanos ayudan a proteger su tracto urinario
La fruta es más conocida por el papel que desempeña en prevenir las infecciones del tracto urinario (ITU). Sin embargo, se necesita una gran concentración de proantocianinas para afectar la biopelícula de ciertas bacterias en las paredes del tracto urinario. Esto significa que el jugo de arándano no es recomendable, ya que es casi imposible obtener la concentración que necesita sin una sobredosis de azúcar. Los investigadores identifican cuáles son los compuestos responsables de los beneficios que obtiene al consumir arándanos. Los oligosacáridos pécticos y el xiloglucano son dos clases de compuestos biológicamente activos que se relacionan con los arándanos.

Los oligosacáridos demostraron una actividad similar a la de otros oligosacáridos alimenticios. Esto incluye el efecto que tiene sobre el crecimiento microbiano y la formación de biopelículas bacterianas. Los investigadores creen que esto podría ser uno de los factores beneficiosos que contribuyen a su tracto urinario.

Los oligosacáridos solubles se encuentran en altas concentraciones en los arándanos, pero es posible que la dificultad para detectar estos compuestos haya hecho que las contribuciones permanecieran desconocidas. Un artículo publicado en 2019 también analizó los efectos beneficiosos que los arándanos podrían tener en personas con enfermedad renal crónica (ERC).

Muchas de las complicaciones que surgen de la ERC se relacionan con un mayor riesgo de mortalidad cardiovascular, que incluyen disbiosis intestinal, inflamación y estrés oxidativo. Los datos sugieren que los arándanos podrían tener efectos antiinflamatorios y antioxidantes. Esto provocó que los investigadores solicitaran una mejor comprensión de este mecanismo para determinar si se podrían recomendar los suplementos para las personas con complicaciones por ERC. Aunque el mecanismo de acción aún es desconocido, una revisión demostró que los profesionales de la salud le recomiendan los arándanos a las mujeres que son propensas a las infecciones urinarias recurrentes.

Un ensayo doble ciego, aleatorizado y controlado con placebo en un centro de atención a largo plazo, donde las infecciones del tracto urinario pueden tener consecuencias peligrosas, demostró que las cápsulas de arándano disminuyen la incidencia de infecciones urinarias. Cuando se compararon las cápsulas con el jugo, fue evidente que el extracto disminuyó la tasa de infecciones urinarias en un 50%, pero, por desgracia, el jugo no ofreció el mismo beneficio.

El alto contenido de polifenoles protege su corazón
Los polifenoles son una categoría de sustancias químicas vegetales de origen natural que se cree que desempeñan un papel en la regulación del metabolismo, enfermedades crónicas, proliferación celular y el mantenimiento del peso. Se han identificado más de 8,000 tipos y varios estudios demostraron que las propiedades antiinflamatorias y antioxidantes podrían tener un efecto terapéutico con otras afecciones.

Sin embargo, aunque es muy eficaz cuando se consume en los alimentos, es necesario tener precaución al consumir compuestos aislados, ya que el consumo excesivo puede provocar efectos nocivos. Aunque una deficiencia en polifenoles no causa los síntomas clásicos de deficiencia, se les ha llamado «elementos esenciales para la longevidad», ya que su cuerpo los necesita para protegerse contra diferentes tipos de enfermedades crónicas.

Por ejemplo, una revisión sistemática de estudios publicados hasta junio de 2018 identificó ensayos de control aleatorios que analizaron el efecto de los suplementos con arándanos sobre los factores de riesgo cardiovascular y metabólico. Los investigadores descubrieron que los resultados demostraron una diminución en el índice de masa corporal y la presión arterial sistólica. Después de un análisis adicional, los datos demostraron que la presión arterial sistólica baja fue más significativa cuando la edad promedio de los participantes era de 50 años o más. Otro análisis de subgrupos sugirió un incremento del colesterol HDL en estudios en los que la edad promedio de los participantes era menor de 50 años.

Los investigadores concluyeron que los suplementos «podrían ser eficaces para controlar la presión arterial sistólica, el índice de masa corporal y las lipoproteínas de alta densidad en personas más jóvenes». Un pequeño estudio intervencionista de 78 participantes con problemas de sobrepeso u obesidad y adiposidad abdominal demostró que la bebida de extracto de arándano con alto contenido de polifenoles durante ocho semanas tuvo efectos significativos en la salud de las personas.

En comparación con un placebo, una sola dosis al comienzo del estudio aumentó la proporción de óxido nítrico y redujo la proporción de glutatión a niveles oxidados. Después de ocho semanas de intervención, los investigadores detectaron niveles más bajos de proteína C reactiva, insulina sérica y un aumento de HDL en ayunas. Concluyeron: «Una dosis letal de bebida de arándanos baja en calorías y alta en polifenoles mejoró el estado antioxidante, mientras que el consumo diario por 8 semanas disminuyó los factores de riesgo de enfermedades cardiovasculares al mejorar la glucorregulación, regular descendentemente los biomarcadores inflamatorios e incrementar el colesterol HDL».

Propiedades quimioprotectoras de los arándanos
Como se mencionó antes, los arándanos contienen compuestos bioactivos. En estudios de laboratorio, los investigadores descubrieron que estos compuestos podrían evitar la proliferación de células cancerosas contra 17 tipos diferentes de cáncer.

En un estudio, publicado a principios de 2020, los investigadores se basaron en su estudio anterior que demostró que los suplementos con arándanos rojos tuvieron un efecto quimioprotector contra el cáncer de colon en un modelo animal. Trataron de determinar qué efectos podrían tener los metabolitos secundarios del arándano para prevenir el cáncer de colon. Utilizaron extracto de acetato de etilo de arándano y extracto de polifenoles para determinar las actividades de los radicales libres. Después de administrarlo en un modelo animal, descubrieron que estas sustancias suprimían la proliferación de células de cáncer de colon sin efectos adversos. Los estudios de laboratorio demostraron que el mecanismo para prevenir el cáncer incluía:

• Apoptosis celular, necrosis y autofagia
• Alteraciones en especies reactivas de oxígeno
• Modificación de las vías de transducción de señales y citoquinas

Los investigadores descubrieron que los datos en su revisión de la literatura estaban respaldados por: «Capacidades antiproliferativas y supresoras en los arándanos en una multitud de líneas celulares de cáncer y modelos seleccionados in vivo, incluyendo modelos de heteroingerto y cáncer inducido químicamente. Los mecanismos que previenen el cáncer relacionados con los arándanos en objetivos específicos aún siguen en investigación, pero los estudios preclínicos que utilizan proantocianidinas de arándano demuestran la inactivación de las vías PI3K, AKT, mTOR y la modulación de las señales de Mapk en células de cáncer de esófago, neuroblastoma, ovario y próstata y en heteroingerto de esófago».

Arándanos mejoran la salud bucal
En una acción similar a la de los arándanos contra la biopelícula en la pared del tracto urinario, los investigadores descubrieron que los compuestos de los arándanos tienen actividad antibacteriana y una biopelícula antiviral en la cavidad oral. Se utilizó un extracto de arándano con una gran cantidad de polifenoles y los investigadores evaluaron la concentración mínima inhibitoria y la concentración bactericida mínima frente a seis biopelículas patógenas bacterianas que se encuentran en la cavidad oral.

La actividad del extracto se analizó en el laboratorio y los datos demostraron que había una cohibición contra Streptococcus oralis, Actinomyces naeslundii y Veillonella parvula. Además, los compuestos del extracto de arándano interfirieron con las biopelículas patógenas periodontales en las primeras seis horas de desarrollo.

La boca humana tiene una comunidad microbiana oral con más de 700 especies diferentes. Alterar el equilibrio en un ecosistema complejo puede cambiar el equilibrio en muchas especies patógenas. El Streptococcus mutans es una especie dominante que se encuentra en la placa supragingival, que somete los dientes a altas concentraciones de metabolitos y puede provocar una enfermedad dental.

Las bacterias en la biopelícula son metabólicamente activas, lo que provoca cambios en el pH e incrementa la pérdida de minerales de los dientes. Otro estudio analizó las propiedades biológicas del jugo de arándano en comparación con las biopelículas de S.mutans. Descubrieron que aplicarlo por vía tópica un minuto dos veces al día, podría reducir el contenido de biomasa y glucano de la biopelícula. Los investigadores concluyeron que los datos «son prometedores como producto natural para prevenir enfermedades orales relacionadas con las biopelículas».

Proteja su salud intestinal con este delicioso prebiótico
Su salud intestinal desempeña un papel importante en su sistema inmunológico, salud cardiovascular y estado de ánimo. Las personas con un microbioma intestinal sano pueden combatir mejor los agentes infecciosos como bacterias, hongos y virus. Su intestino y su cerebro también se comunican a través de los nervios y las hormonas, lo que ayuda a mantener la salud y el estado de ánimo en general.

Las bacterias en su intestino producen neuroquímicos que se utilizan para regular los procesos fisiológicos y casi el 95% de su serotonina, lo que influye en su actividad gastrointestinal y su estado de ánimo. Además, las bacterias intestinales tienen un efecto sobre los factores de riesgo comunes de enfermedad cardíaca, incluyendo la obesidad, diabetes tipo 2 y la presión arterial. Cada uno de estos factores aumenta su riesgo de enfermedad cardíaca. Basta con decir que cuando cuida las bacterias en su microbioma intestinal, ellas lo cuidan a usted.

Una forma de influir en el equilibrio de las bacterias es por medio de los alimentos que consume. Algunos alimentos contienen carbohidratos complejos que los microorganismos del intestino necesitan. Estos se denominan prebióticos porque son las fuentes que alimentan a las bacterias saludables. Los prebióticos son carbohidratos complejos que incluyen pectina, inulina y almidones resistentes.

Además, son moléculas que los humanos no pueden digerir, pero que son necesarias para tener un crecimiento microbiano saludable. Un estudio publicado por la Universidad de Massachusetts en Amherst descubrió que algunas bacterias beneficiosas en el intestino prosperan con los carbohidratos que se encuentran en los arándanos.

Los investigadores quedaron entusiasmados con el impacto que esto podía tener en la salud. El microbiólogo nutricional David Sela de la Universidad de Massachusetts en Amherst participó en el estudio y explicó: «Con los probióticos, tomamos dosis adicionales de bacterias beneficiosas que podrían ayudar o no a nuestra salud intestinal. Pero con los prebióticos, sabemos que tenemos a los tipos beneficiosos en nuestros intestinos, ¡así que alimentémoslos! Tenemos que proporcionarles más nutrientes y cosas que les gusten.

Producen moléculas y compuestos que nos ayudan o lo hacen para ayudar a algunos de los otros tipos de miembros beneficiosos de la comunidad. Consumen cosas que no podemos digerir, ayudan a otros microbios beneficiosos que nos resulta difícil introducir como probióticos o su presencia puede ayudar a mantener alejados a los patógenos».

Si desea incluir arándanos en su alimentación, considere agregarlos a su ensalada, póngalos en su batido y agréguelos a condimentos, aderezos o salsas. El sabor agrio se lleva bien con panques sin gluten o intente mezclarlos con espinacas y ensalada de pollo. Si los rebana antes de agregarlos a su comida, son más fáciles de masticar.

DEJA UNA RESPUESTA

¡Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

15 − 7 =