Proteger material nuclear utilizado con fines pacíficos

0
23

ShareAmerica

Washington, D. C., 30 de marzo de 2022.- La tecnología nuclear enriquece la vida cotidiana. Produce energía limpia, trata el cáncer, purifica el agua para hacerla potable y aumenta el rendimiento de los cultivos. Sin embargo, el material nuclear que alimenta estas tecnologías beneficiosas puede suponer un riesgo para la seguridad en manos de agentes malintencionados.

En la primera conferencia de revisión de la Enmienda de la Convención sobre la Protección Física de los Materiales Nucleares (A/Cppnm), que se celebra del 28 de marzo al 1 de abril en Viena, Estados Unidos, y otras partes trabajan para reducir los riesgos derivados de los delitos relacionados con el material y las instalaciones nucleares utilizadas con fines pacíficos, como el robo, el contrabando o el sabotaje.

La subsecretaria de Estado de Estados Unidos para Control de Armas y Seguridad Internacional, Bonnie Jenkins, dijo en la conferencia del 28 de marzo que, a medida que la necesidad de energía y tecnología nuclear continúa acelerándose, los países deben ser conscientes de los cambiantes desafíos que amenazan la seguridad de los materiales e instalaciones nucleares.

“Estamos aquí hoy porque reconocemos que todos los estados se benefician de una fuerte seguridad nuclear mundial, porque un acto de terrorismo nuclear en cualquier lugar tendrá graves consecuencias para todos”, dijo Jenkins. “Nuestra misión aquí esta semana es crítica y relevante”.

Fortalecer a seguridad nuclear
La A/Cppnm exige que las partes establezcan normas para proteger el material nuclear. La convención original entró en vigor en 1987 y se refería a la protección del material nuclear civil durante el transporte internacional. La enmienda de 2005 amplió el ámbito de aplicación de la convención para abarcar la protección física de las instalaciones nucleares y el material nuclear en uso, almacenaje y transporte nacionales, y amplió la lista de delitos que las partes deben tipificar para incluir el contrabando y el sabotaje.

En la conferencia de revisión de la A/Cppnm en Viena, las partes están compartiendo prácticas óptimas, lecciones aprendidas y desafíos en la protección del material nuclear civil. La Cppnm cuenta con 164 partes y 129 de ellas son parte de la enmienda, habiendo sido Brasil el último país en ratificarla.

El 8 de mayo de 2021, cuando se cumplen cinco años de la entrada en vigor de la enmienda, el director general del Organismo Internacional de Energía Atómica (Oiea), Rafael Mariano Grossi, hizo un llamamiento para que más países se adhieran a la Convención, afirmando que la adhesión universal armonizaría los enfoques para prevenir la manipulación no autorizada de material nuclear.

“[L]a Convención y su Enmienda desempeñan un papel fundamental para garantizar que el material nuclear utilizado con fines pacíficos no llegue a manos de personas que quieran darle un uso indebido”, expresó.

El representante residente de Tailandia ante el Oiea, el embajador Morakot Sriswasdi, dijo en la declaración del Oiea que la A/Cppnm ha ayudado a Tailandia a fortalecer sus medidas de seguridad nuclear. “Convertirse en Estado parte de la Convención y su Enmienda permite a Tailandia fomentar la cooperación y ampliar el acceso a la tecnología nuclear y sus aplicaciones pacíficas”, dijo Sriswasdi.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí