Siri, en noruego significa “Hermosa mujer que te guía a la victoria”. Se trata, por supuesto, de un robot que, aunque tiene voz femenina; sin embargo, carece de las característica propia de este género humano, por lo que no sabrá responder otras cuestiones ligadas a su ser femenino.

Siri es utilizada por el Banco Interamericano de Desarrollo (BID) como el ejemplo más acabado del futuro laboral de la mujer en América Latina y el Caribe, donde persiste la desigualdad total entre hombres y mujeres, situación que no parece cambiará pronto, pues la educación continúa a favor del sector masculino, misma que se ensanchará con la aparición del Sistema educativo Stem (ciencia, tecnología, ingeniería y matemáticas), que es el futuro del mundo laboral.

El estudio del BID, intitulado “El futuro del trabajo en América Latina y el Caribe, inicia con la pregunta: ¿En qué consiste la serie El futuro del trabajo en América Latina y el Caribe?. Responde que, al respecto, el gerente del Sector Social del Banco Interamericano de Desarrollo, Marcelo Cabrol, “presenta nuestra serie de notas interactivas en este audio. También puedes escucharlo en la página web de la serie: www.iadb.org/futurodeltrabajo

Esta es la parte inicial del estudio: “Autos que se manejan solos, máquinas que leen y procesan miles de expedientes en minutos, robots capaces de realizar complejísimas operaciones quirúrgicas, algoritmos que escriben con soltura periodística la información meteorológica y de la bolsa… Han pasado casi 200 años desde que una mujer, Ada Lovelace, ideara el primer algoritmo destinado a ser procesado por una máquina. Hoy, lo que hace 100 años solo éramos capaces de imaginar, ha saltado de las películas y las novelas de ciencia ficción a la vida real. El futuro nos ha alcanzado. Los robots y la inteligencia artificial han irrumpido en nuestras vidas y se han hecho prácticamente omnipresentes.

Especialmente, en el mundo del trabajo: telefonistas, conductores, mensajeros, asistentes, camareros, periodistas y hasta médicos han sido o podrían ser reemplazados por máquinas. Pero, ¿tienen género estas máquinas? ¿Corren las mujeres más peligro que los hombres de perder su trabajo a manos de un robot? ¿Ayudará la tecnología a cerrar la brecha de género en el mercado de trabajo? La brecha de género en el mercado laboral es un hecho documentado y persistente en la mayoría de los países del mundo.

En América Latina y el Caribe la situación no es diferente. Más mujeres trabajan en ocupaciones peor pagadas, pasan más tiempo en trabajos de cuidados a niños y adultos mayores que no son remunerados y tienen una menor participación en los campos de Ctim (precisamente, relacionados con ciencia, tecnología, ingeniería y matemáticas) que los hombres. Dado el avance acelerado de la tecnología, surge una pregunta específica respecto a esta brecha: ¿es la transformación digital una oportunidad o una amenaza para la igualdad de género en el mercado laboral?

En esta cuarta entrega de la serie ‘El futuro del trabajo en América Latina y el Caribe’ se busca comprender cómo será el nuevo mercado laboral para las mujeres. En primer lugar, el estudio expone nuevos datos sobre el impacto que las tecnologías de automatización (robotización e inteligencia artificial) tendrán en los trabajadores de cuatro países de la región. A continuación, se aborda el tema de la economía de plataformas o economía gig que, junto a la robotización, constituye una de las mayores disrupciones que ha generado recientemente la tecnología en el mercado de trabajo, presentando también nuevos datos que exploran las oportunidades y los desafíos que suponen estas tecnologías para las mujeres en América Latina y el Caribe.

Para entender los efectos de la automatización en el empleo de las mujeres debemos referirnos a una característica importante en la región: la alta segregación educativa y laboral contribuye a que haya una clara diferenciación en las tareas y el uso de habilidades entre hombres y mujeres. Por ejemplo, las mujeres eligen menos carreras relacionadas con las Ctim, y eso hace que estén rezagadas en el uso de las habilidades vinculadas con estas áreas.

Se puede acceder a los materiales audiovisuales de la nota interactiva en: www.iadb.org/futurodeltrabajo

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

cinco × 1 =