Procesos digitales más seguros, justos y transparentes, en compraventa de autos

0
13

Ciudad de México, 12 de mayo de 2022.- Año tras año, el sector automotriz se esfuerza por mostrar un mayor nivel de innovación tecnológica en los productos que ofrece al mercado, tal es así que actualmente existen vehículos autónomos, sensores que permiten el monitoreo del camino e, incluso, espejos retrovisores con video. Sin embargo, especialistas de la plataforma Odetta señalan que, para asegurar el éxito de la industria, los involucrados deben apostar por equilibrar la balanza y prestar igual atención al servicio que ofrecen a sus clientes.

Los expertos ven en la digitalización un factor de cambio y crecimiento para el sector automotriz, pues durante los últimos años se han registrado modificaciones a nivel global en el comportamiento de los consumidores, que principalmente responden a mayores beneficios, seguridad y facilidad para realizar una compra, situación que obliga a la industria a transformar y evolucionar en su servicio.

Sobre esta línea, estimaciones de la consultora alemana, T-Systems, indican que para el 2025, hasta el 40% de las ventas provendrán de modelos de negocios fuera de la propia producción de vehículos. Situación reflejada en la actualidad pues “una de las tendencias que tras la pandemia ha crecido es la comercialización de autos mediante canales digitales, a tal nivel que el 24% de los compradores mexicanos están dispuestos a adquirir su próximo coche de forma parcial o completamente virtual, de acuerdo con Deloitte”, señaló Daniel Esponda, director general de Odetta, la primera plataforma virtual en México de compra y venta de autos entre personas.

En este sentido, la compraventa de autos usados no se queda atrás. De acuerdo con el directivo de Odetta, al digitalizar el proceso de compraventa entre particulares han encontrado la manera de democratizar el mercado con un servicio único en México que elimina los riesgos, ofrece mayores garantías mecánicas y legales, así como opciones de crédito para el comprador con un proceso completamente digital. Esto lo logran a través de integraciones digitales con instituciones financieras, inteligencia artificial y procesos automatizados propios.

El modelo de Odetta, marca una diferencia en el servicio de plataformas digitales de compraventa en México, al ser un intermediario que facilita a las personas a vender su auto a otra persona, en óptimas condiciones y recibiendo más que en otras opciones. Por su parte, los compradores pueden adquirir los autos certificados y con la mayor gama de beneficios al precio más bajo del mercado. Esto gracias a no ser una agencia de compra inmediata y ofrecer la mayor ganancia a sus usuarios con su innovador proceso digital.

“En la actualidad, todo aquel que se dedique a ofrecer un producto, sea en el mercado automotriz o en cualquier otro, debe adaptarse a las necesidades del cliente y ofrecer soluciones digitales de calidad que reflejen un cambio profundo en la forma de hacer negocios y, sobre todo, de acceder a los servicios”, finalizó Esponda.

DEJA UNA RESPUESTA

¡Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí