3 consejos para invertir tu aguinaldo en una vivienda nueva

0
18

Ciudad de México, 23 de noviembre de 2022.- Se acerca el fin de año y con él la entrega del aguinaldo, sin lugar a dudas una de las prestaciones favoritas de los mexicanos. Pero ¿en qué gastamos nuestro aguinaldo? Según datos de un estudio realizado en 2021 por la agencia global de investigación de mercado Kantar World-Panel, cerca del 70% de los mexicanos destina su aguinaldo a comprar ropa, calzado, regalos o pagar cenas y celebraciones. En contraste: sólo 5% lo ahorra.

El aguinaldo es una prestación de ley con la cual se reconoce el esfuerzo y compromiso del trabajador. ¿Qué pasaría si por esta ocasión, en lugar de gastar tu aguinaldo en regalos y celebraciones decidieras utilizarlo para alcanzar tus objetivos a mediano y largo plazo, como, por ejemplo, invertir en tu patrimonio?

“En este momento de incertidumbre es clave la inversión en vivienda, ésta tiene un valor refugio frente a otras inversiones. Incluso, si decidieras destinar tu patrimonio a rentas de estancia corta, tus beneficios se duplican, ya que no sólo se contempla en tu inversión el incremento de plusvalía, también percibes una rentabilidad anual de entre el 10% y 15%, logrando así que tu dinero valga más en ladrillos”, dijo Alex Berman, vp of marketing de La Haus, empresa de tecnología inmobiliaria.

En este sentido, los especialistas de la proptech brindan 3 consejos para utilizar de manera inteligente tu aguinaldo:

1. Reserva una parte de tu aguinaldo navideño para empezar a reunir el enganche de tu vivienda. Hacerse de una vivienda no es un proyecto a corto plazo. Por ello, es importante comenzar a ahorrar ya. Mientras más se posponga el inicio del ahorro, más se retrasa el momento de hacer posible el comenzar a vivir en tu propio hogar.

Una buena idea para iniciar el ahorro para dar el enganche de tu vivienda es complementar el monto del aguinaldo que recibiste con otros ingresos extras de otras temporadas (por ejemplo, la entrega de utilidades). De esta manera, iniciarás con una cantidad mayor a la que recibes mensualmente y te motivarás a seguir ahorrando, hasta reunir lo necesario para arrancar con tu enganche.

Tip: Infórmate sobre las múltiples modalidades de compra de vivienda, ya que es posible dar un pago fuerte al capital de tu enganche con este ingreso adicional, de forma que en un pago de preventa, por ejemplo, puedas ajustar a un pago mensual menor. Pongamos el caso: Vas a pagar $30 mil pesos; en diciembre recibes $15 mil, entonces los otros $15 mil se difieren en el periodo de pago, supongamos que es un año de pagar $2,500, pero como diste un mayor ingreso al capital, entonces el pago quedará en $1,250.

2. Adelanta tu hipoteca con el pago del aguinaldo. Abonar un dinero extra a la mensualidad de tu crédito puede ahorrarte intereses y tiempo de deuda al depositar a capital, así el monto sobre el que se aplica tu tasa es menor. Echa ojo a los términos y condiciones de tu contrato y analiza si te beneficia depositar un avance en este momento o dejarlo como un plan de emergencias ante riesgos, por ejemplo, quedar desempleado o anticipar una emergencia, el objetivo sería entonces que tengas un “colchón” de dinero para mantener el pago.

Tip: considera que la reducción de los intereses será más significativa si haces pagos adicionales en los primeros cinco años del crédito.

3. Piensa en tu escrituración. Si ya estás en el camino de preventa o tienes ya un monto inicial sólido para dar el segundo paso en tu búsqueda ¡no te confíes! Considera destinar este ingreso al gasto clave en la adquisición de vivienda; si bien el monto por concepto de la escrituración varía dependiendo de distintos factores como la ubicación, generalmente ronda entre el 4% y el 7% del valor total del inmueble. Adicionalmente, considera el costo del notario, impuestos y derechos, este monto adicional sí te puede sumar.

Tip: Si no quieres que el costo por la escrituración te caiga como balde de agua fría es importante que ahorres para él. Una buena opción es reservar, ya sea una parte o todo tu aguinaldo para cubrir estos gastos, al menos por este año.

La época de fin de año suele ser un momento de celebración y de buenos deseos; sin embargo, pasarla bien en estas fechas tan especiales no tiene por qué contraponerse a mantener los pasos hacia la creación de tu patrimonio. Aprovecha a tu favor ese ingreso extra y utilízalo de forma inteligente para dar un paso más hacia tu meta: la compra de tu hogar. Sé constante en tu esfuerzo y recuerda que la recompensa a tu disciplina y dedicación se verá recompensada cuando recibas las llaves de tu nueva vivienda.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí