Ciudad de México, 16 de enero de 2023.- Con el arranque del nuevo año, las tendencias para mejorar el panorama empresarial en México no se han hecho esperar, por lo que existen algunos indicadores que las compañías de 2023 deberán tomar en cuenta para desarrollarse en el futuro: La sostenibilidad empresarial. Ante un año de recuperación económica en donde se espera que la economía de Latam solo crezca 1.4% de acuerdo con la Cepal, las compañías deben encontrar la manera de mantenerse relevantes, sostenibles y, sobre todo, asequibles ante una economía complicada y un mundo inestable.

De acuerdo con Adriana Pulido, ceo de Ilunka, experta en sostenibilidad y criterios ESG, las compañías de la actualidad no pueden ni deben esperar para comenzar a actuar para construir un futuro corporativo sostenible. En sus palabras: “El rol de las empresas frente a la sostenibilidad debe atenderse de inmediato y el inicio del 2023 es el momento perfecto para tomar acción ante el complejo contexto ambiental, social y económico en el mundo. Como expertas, nuestro trabajo es encontrar un punto donde las necesidades de consumidores más conscientes y responsables con el planeta simpaticen con la manera en la que los negocios ejecutan sus actividades diarias y, para hacerlo posible, es necesario crear y promover estrategias centradas en las necesidades socio-ambientales, abarcando el entorno internacional, nacional y local.

Podemos enumerar muchas razones por las cuales la sostenibilidad es un pilar en los negocios, lo hemos visto en la COP 27 celebrada en Egipto a finales de 2022 y lo acabamos de ver en los acuerdos que nos deja la Cumbre de Líderes de América del Norte en donde se habló de cadenas de suministro responsable y resilientes. La realidad es que cada vez más inversionistas y bancos a nivel mundial también se están sumando a estas acciones pidiendo que las empresas incorporen una gestión sostenible y que midan los aspectos ESG dentro de su organización, pues es parte importante de la toma de decisión”

Acatar las nuevas tendencias ambientales y sociales resulta una necesidad de supervivencia para las empresas mexicanas, por lo que a continuación la experta comparte las más importantes en 2023:

1. Financiamiento sostenible: El mundo sigue cambiando, así como sus consumidores e inversionistas. Las credenciales medioambientales han tomado un peso real en un mundo en transición, por lo que los modelos sostenibles pasaron a ser La Opción para perdurar en el tiempo y crear empresas disruptivas, retadoras y resilientes. Debido a su relevancia, las compañías deben crear modelos tomando en cuenta pilares tan importantes como la repercusión ambiental, la cadena de suministro, los problemas de desigualdad o falta de oportunidades para las mujeres, así como el impulso de todos los talentos, pues esto les permitirá crear empresas fuertes y mayores posibilidades de hacer negocios duraderos.
2. Criterios ESG para todas: Los criterios ambientales, sociales y de gobernanza (ESG) deben ser el centro de la estrategia. Esta herramienta es una de las mayores posibilidades para que las empresas mexicanas adquieran soluciones asequibles ante la variedad de problemas sostenibles y de adaptación a las que se enfrentan. Estos criterios deben atravesar cada uno de los procesos y esfuerzos realizados por las compañías para permitirles convertirse en una empresa sólida, que anticipa cambios en la regulación, que previene riesgos operativos y reputacionales, con prácticas para reportar y ser transparente, alineada al contexto social y ambiental en el que se encuentra.
3. Adopción tecnológica: El cambio tecnológico siempre va de la mano con la innovación y en temas de sostenibilidad esto no es diferente. Adaptarse al ritmo del mundo y adoptar nuevas técnicas y tecnologías permitirá mejorar las condiciones humanas, de producción y de emisiones realizadas hacia el medio ambiente. Un concepto que te sugerimos explorar es el de twin transition. En palabras de Adriana, “es un concepto que cada vez escucharemos más y más”.
4. Uso de data para la sostenibilidad: Complementando los puntos anteriores, la implementación de tecnologías mediante la inversión de capital debe tener una finalidad: crear estrategias sostenibles para el sector. Para esto es necesaria la adopción de softwares o aplicaciones que permitan recolectar data que genere indicadores, los cuales, a su vez, pueden hacer que la gestión sostenible y su impacto positivo sea medible y representable para empresas y sociedad. Esta información también permite adelantarse a las problemáticas y crear herramientas que prevengan los cambios drásticos del planeta.

El mundo empresarial necesita una reconstrucción para generar modelos económicos que se alineen al interés central del Desarrollo Sostenible: mantener el equilibrio entre los impactos sociales, ambientales y el desarrollo. Sumarnos a la transformación del sistema es inevitable, por eso debemos enfocarnos en las acciones de las empresas para lograr estos cambios, adaptarnos a una nueva cultura de consumo más sostenible y responsable y reflexionar sobre nuestra toma de decisiones como personas y como profesionales. Demos inicio a la implementación de nuevas estrategias en un mundo que proclama modelos “disruptivos” para ayudar a promover y conservar nuestro planeta desde todos los sectores económicos.

Anuncio TD

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí