Saildrone completa la primera circunnavegación no tripulada de la Antártida

0
18

Bluff, Nueva Zelanda, 5 de agosto de 2019 – /PRNewswire/.- Un vehículo de superficie autónomo de 7 metros (23 pies) de largo propulsado por energía eólica, denominado saildrone, se ha convertido en el primer sistema no tripulado en circunnavegar la Antártida. El vehículo, conocido como SD 1020 y equipado con un conjunto de sensores de clasificación del clima, recogió datos en aguas inexploradas y permitió obtener nuevos conocimientos clave de los procesos oceánicos y climáticos.

La misión de 196 días se hizo a la mar desde Southport, en Bluff (Nueva Zelanda), el 19 de enero de 2019 y regresó al mismo puerto el 3 de agosto pasado, después de recorrer más de 22,000 km (13,670 millas) alrededor de la Antártida. Durante la misión, el vehículo sobrevivió a temperaturas bajo cero, olas de 15 metros (50 pies), vientos de 130 km/h (80 mph) y colisiones con icebergs gigantes.

El Océano Antártico tiene un papel clave en la regulación del calor y el carbono para nuestro planeta. Es tan remoto e inhóspito que hasta los grandes buques tratan de evitarlo en el invierno. Como resultado, la región tiene un muestro críticamente insuficiente y deja preguntas científicas urgentes sin respuesta. No obstante, el ágil y robusto saildrone no sólo sobrevivió al invierno del Antártico, sino que además aportó datos nuevos vitales de un territorio no explorado antes.

Con un instrumento desarrollado por la Administración Nacional Oceánica y Atmosférica (National Oceanic and Atmospheric Administration, Noaa) para medir los flujos de carbono, el saildrone registró evidencias de que el Antártico liberó una cantidad significativa de dióxido de carbono en los meses invernales, un hecho que podría tener implicaciones importantes en los modelos climáticos globales.

«Las condiciones meteorológicas extremas del invierno en el Antártico eran la frontera final para Saildrone y, con la conclusión de la circunnavegación antártica, ya no queda ningún lugar en los océanos del mundo que no podamos medir», dice Richard Jenkins, fundador y director ejecutivo de Saildrone. «Es vital que mejoremos de manera drástica la comprensión de nuestros océanos, pues son uno de los principales factores de nuestro clima y, finalmente, de nuestro futuro».

Acerca de Saildrone
Saildrone, Inc. es un proveedor de información oceanográfica y atmosférica, obtenida por una flota de vehículos de superficie autónomos propulsados por energía eólica y solar, conocidos como saildrones. Cada vehículo puede permanecer en el mar hasta 12 meses, transmitiendo datos en tiempo real antes de retornar a tierra para reparaciones y calibración de sensores. Saildrone tiene ya 30 vehículos desplegados en el mundo, en ubicaciones que van desde los 75º N en el límite del hielo del Ártico de los Estados Unidos hasta los 62º S en el Océano Antártico. Los saildrones usan energía renovable limpia y permiten acceder a los océanos del mundo a un costo muchísimo menor que el de los métodos tradicionales con barcos. La Circunnavegación Antártica de Saildrone 2019 contó con el generoso apoyo de la Fundación Li Ka Shing. La misión se propone revelar a las futuras generaciones los rápidos cambios que están teniendo lugar en la Antártida. Toda la información obtenida se distribuye sin costo a la comunidad científica global.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

17 − 9 =