Ensenada, Baja California, 1 de noviembre de 2022.- El consumo de vino en México aumentó 22 por ciento en la última década, al registrar un millón de hectolitros al cierre de 2021, mientras que el consumo per cápita es de un litro por persona, cifras que muestran el gran potencial que tiene el mercado mexicano en el mundo para los próximos años, afirmó el director general de la Organización Internacional de la Viña y el Vino (OIV), Pau Roca.

En el marco de los trabajos del 43 Congreso Mundial de la Viña y el Vino y ante el secretario de Agricultura y Desarrollo Rural, Víctor Villalobos Arámbula, el directivo resaltó que en los últimos 10 años se ha visto un crecimiento continuo del viñedo nacional y, en 2021, se cubrió una superficie de 36 mil hectáreas, que equivalen a un incremento global de 24 por ciento.

Detalló que el volumen de producción de uva fresca y todas sus variedades sumó 452 mil toneladas el año pasado, de las cuales 74 por ciento se dedicó al mercado de uva de mesa, 15 por ciento a uva pasa y 11 por ciento a vinificación.

Roca expuso que los mayores aumentos de producción en este periodo se registraron en uva de mesa, con 14 por ciento, y uva pasa, con 38 por ciento, lo que indica que la demanda interna y externa está anclada a una dinámica de expansión.

Esas tendencias positivas convirtieron a México en el undécimo productor mundial de uva pasa y en el décimo cuarto en uva de mesa, subrayó durante el evento que reúne a delegaciones de los 48 países integrantes de la OIV, productores, expertos e investigadores.

En el evento celebrado en Ensenada, Baja California (noroeste peninsular), comentó que la producción nacional de vino en la última década se ha mantenido en torno a los 400 mil hectolitros, cifra que posiciona al país como el vigésimo tercer productor mundial.

Comercialización mundial
Con un rendimiento medio de 10 toneladas por hectárea y 7.3 millones de hectáreas de superficie, el viñedo mundial produjo el año pasado 74.8 millones de toneladas de uva fresca, de las cuales 37.2 millones de toneladas (52 por ciento) se destinaron a mostos, vinos e insumos; 30.1 millones de toneladas (41 por ciento) a consumo humano directo y 5.4 millones de toneladas (7.0 por ciento) para pasas, detalló.

Pau Roca resaltó que los principales viñedos del mundo son España, con 964 mil hectáreas; Francia, con 798 mil hectáreas, y China, con 783 mil hectáreas.

Con base en los datos de los estados miembros de la OIV, se estima que la producción mundial en 2022 cerrará entre 258 y 262 millones de hectolitros y tenderá a estabilizarse entorno a los 260 millones de hectolitros por cuarto año consecutivo, puntualizó.

Los principales productores para este año, dijo, son: Italia, 50.3 millones hectolitros; Francia, 44.2; España, 33; Estados Unidos, 23.1; Chile, 12.4; Australia, 12.1; Argentina, 11.4; Sudáfrica, 10.2; Alemania, 8.9, y Portugal, 6.7 millones de hectolitros.

Apuntó que 2021 fue muy rentable en términos de comercio internacional del vino, pues las exportaciones contabilizaron 113 millones de hectolitros, lo que supone un incremento de 4.0 por ciento en volumen y 16 por ciento en valor, porcentajes que refieren los incrementos más altos de la historia.

Entregan reconocimientos a bodegas y empresas vinícolas
Por otra parte, en el marco de la entrega de reconocimientos a bodegas, empresas vitivinícolas y a funcionarios, Villalobos Arámbula destacó la proyección mundial de México y su sector agrícola. Este es el resultado y, con unidad, se logran mayores avances y beneficios para todos los integrantes de la cadena productiva, indicó.

Comentó que el Congreso mundial representa la oportunidad de resaltar lo que el país y sus trabajadores del campo y mares hacen en la producción agroalimentaria.

El presidente del Consejo Mexicano Vitivinícola, Hans Backhoff, afirmó que el trabajo en equipo hizo posible la realización de este evento que coloca a México y su sector vitivinícola en la plataforma mundial y reconoció el apoyo y acompañamiento de la Secretaría de Agricultura.

El encuentro internacional, que tuvo una planeación de tres años, hoy cumple las aspiraciones de todos los participantes, al ser una ventana al mundo para consolidar aún más la calidad de los productos mexicanos, con la unidad de todas las empresas vitivinícolas, investigadores y enólogos del país, subrayó.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí