México restructurará programas pecuarios para hacer frente a la postpandemia

0
32

Ciudad de México, 21 de mayo de 2020.- El secretario de Agricultura y Desarrollo Rural (Agricultura), Víctor Villalobos Arámbula, señaló que en México el sector pecuario nacional mantiene una actitud propositiva y solidaria, que repercutirá en la instrumentación de políticas públicas, programas y acciones conjuntas para la definición de un nuevo escenario productivo y comercial, derivado de la emergencia sanitaria.

Durante la apertura del foro virtual Producción primaria pecuaria ante el Covid-19, organizado por la Confederación Nacional de Organizaciones Ganaderas (Cnog), el titular de Agricultura afirmó que se proyecta trabajar en la etapa postpandemia con la restructuración operativa del subsector de ganadería, el fortalecimiento de los programas de sanidad e inocuidad, atención de los trabajadores y la apertura de mercados.

Con el acompañamiento del gobierno, aseguró, se operarán acciones para vincular cada vez más a los productores de menor escala a las cadenas productivas y comerciales, en búsqueda de la equidad, así como en esquemas de capacitación y buenas prácticas productivas, como la resiliencia, que nos permitirán adaptarnos a un nuevo escenario global.

Subrayó que existe la voluntad política y la capacidad para reordenar, redefinir y avanzar con la participación de todos en el desarrollo del sector pecuario nacional, y proyectar a la ganadería. Remarcó que el subsector aporta el 8 por ciento del Producto Interno Bruto (PIB) del sector primario, se desarrolla en 100 millones de hectáreas y genera 3 millones de empleos directos en toda la cadena, donde el 75 por ciento es ganadería familiar.

Además, dijo, es un sector que registra un crecimiento sostenible, que ha permitido a México ubicarse en el cuarto lugar mundial en producción de pollo, quinto en huevo, séptimo en carne bovina, octavo en miel y décimo sexto en carne de cerdo y leche.

Esta posición, refirió, nos obliga a mantener la capacidad productiva en el sector, a tomar en serio las acciones de seguridad sanitaria y medidas de salud de la fuerza laboral, a efecto de garantizar la cadena productiva y la oferta de alimentos, además de fortalecer los acuerdos entre privados para dar salida a inventarios y continuar con la compra de insumos: maíz, soya y forrajes para el sector pecuario e industrial.

Precisó que el acompañamiento del Servicio Nacional de Sanidad e Inocuidad y Calidad Agroalimentaria (Senasica) continuará con mayor impacto, para atender la producción y a los mercados internacionales y su diversificación, con una atención mediante un tablero de oferta y demanda hacia el sur del Continente (Americano), donde hay países con excedentes y demanda de productos, como leche, pollo y huevo, entre otros.

Apuntó que se realizan gestiones con el gobierno de China para reactivar la exportación de cárnicos y agrícolas, sorgo de Sinaloa y Tamaulipas, así como articular otros acuerdos internacionales y la búsqueda de nuevos mercados.

El director en jefe del Senasica, Francisco Javier Trujillo Arriaga, señaló que con el apoyo de los ganaderos, se han fortalecido los acuerdos comerciales en los que la sanidad juega un papel prioritario con otros países, lo que beneficiará directamente a la industria cárnica mexicana. Respecto a las exportaciones de cárnicos, indicó que cada vez son más países los que buscan abrir sus mercados a los productores mexicanos.

Comentó que la negociación con China para el envío de vísceras de cerdo y res reporta avances y sólo se espera que la autoridad sanitaria del país asiático avale la lista de 18 establecimientos Tipo Inspección Federal de giro porcino y 40 de bovinos.

El presidente de la Cnog, Oswaldo Cházaro Montalvo, señaló que la contingencia sanitaria generada por el Covid-19 ha colocado al sector pecuario en una situación en la que la membresía de esta organización tiene muy claro el enfoque de cadena y los compromete mayoritariamente con la producción primaria.

Lo que se busca, dijo, son acuerdos tendientes a colaborar todos en un mejor funcionamiento del sector, no tan solo enfrentando la emergencia, sino ante el largo camino de recuperación y, consideró, se puede lograr ya que es uno de los mejor estructurados de México. Confió en la definición de un plan para aprovechar las oportunidades que seguramente se abrirán en un futuro próximo.

Más tarde, al presentar las conclusiones del encuentro, señaló que el cúmulo de propuestas e ideas deben llevar a la construcción del replanteamiento del desarrollo que México necesita en la parte de la producción de alimentos, en específico en la proteína de origen animal. Adicionalmente, comentó, prepararnos para el futuro, privilegiar las fortalezas del sector pecuario nacional, como la sanidad animal y la inocuidad, temas blindados con presupuesto y recursos humanos.

El presidente de la Comisión de Ganadería de la Cámara de Diputados, Eduardo Ron Ramos, reconoció los avances que se han dado para impedir la entrada ilegal de ganado procedente de Centroamérica. También, externó la necesidad de elaborar campañas de promoción al consumo de proteína animal del mercado nacional en el que participen todos los eslabones de la cadena productiva.

En el foro participaron más de 800 productores del país, legisladores y funcionarios federales, quienes se conectaron vía remota para expresar sus comentarios e identificar políticas públicas y estrategias que permitan superar la etapa crítica de la contingencia y retomar la producción y el desarrollo de las actividades.

Trabajan México y EU para contener la Hemorragia Viral de los Conejos
Por otra parte, Agricultura y el Departamento de Agricultura de Estados Unidos (Usda) trabajan de manera coordinada para contener el brote de Enfermedad Hemorrágica Viral de los Conejos del tipo 2 (Ehvc-2), que hasta el momento, en México, ha afectado a conejos y liebres en los Estados de Baja California, Baja California Sur, Chihuahua, Coahuila, Durango y Sonora.

El Servicio Nacional de Sanidad, Inocuidad y Calidad Agroalimentaria (Senasica) informó que comparten con el Servicio de Inspección de Sanidad Animal y Vegetal (Aphis) información y buscan las alternativas para contener el brote que se presentó en el sur de Estados Unidos, en conejos domésticos, conejos y liebres silvestres, particularmente de cola negra (Lepus californicus), y conejo matorralero (Sylvilagus audubonii).

En abril, en el Centro Nacional de Servicios de Constatación en Salud Animal (Cenepa) del Senasica se confirmó la detección del virus del Ehvc subtipo 2 en muestras de conejos provenientes de Chihuahua.

Hasta el momento, los veterinarios de la Comisión México-Estados Unidos para la Prevención de la Fiebre Aftosa y otras Enfermedades Exóticas de los Animales (CPA) del Senasica, han detectado 36 casos de la enfermedad en animales domésticos, uno en Baja California, uno en Baja California Sur, 22 en Chihuahua, dos en Coahuila, uno en Durango y nueve en Sonora; más nueve casos en liebres silvestres de Chihuahua, uno en Durango y otro en Sonora.

Ante los hallazgos, el organismo dependiente de la Dirección General de Salud Animal, ordenó la aplicación inmediata de las medidas contraepidémicas necesarias, que implican la despoblación y sanitización de los predios que se han visto afectados.

En todo el territorio nacional se promueve entre los cunicultores la notificación de sospechas de Ehvc y se les ha invitado a no mover conejos enfermos o muertos sin causa aparente, con la finalidad de evitar la dispersión del virus.

Hasta el momento los laboratorios de alta especialidad del Senasica han trabajado 147 muestras procedentes de conejos domésticos, procesado 22 muestras de conejos silvestres, procedentes de tres entidades federativas, y los médicos veterinarios han atendido 52 reportes recibidos de 12 estados de la República.

La Ehvc es una enfermedad viral exótica para México. Los expertos de México y Estados Unidos coinciden en que es altamente contagiosa y mortífera para liebres y conejos domésticos y silvestres, pero no implica riesgo de transmisión a humanos ni otras mascotas.

Con la finalidad de impedir el ingreso de esta enfermedad a sus unidades de producción, el Senasica recomienda a los cunicultores las siguientes medidas básicas de bioseguridad:

• Evitar el ingreso de personas ajenas a su unidad de producción, así como de fauna silvestre y doméstica.
• En granjas comerciales, cuando resulte imprescindible la entrada de algún vehículo, se deberá desinfectar mediante vado sanitario o bomba de aspersión.
• No comprar conejos o pie de cría de origen desconocido.
• Si ingresan animales, deben estar previamente en cuarentena, fuera de las granjas cunícolas.
• Colocar tapetes sanitarios al ingreso de las casetas, naves o conejeras.
• Utilizar ropa y calzado de uso exclusivo para el desarrollo de la actividad cunícola.
• No visitar otras unidades de producción cunícola.
• Limpiar y desinfectar con frecuencia las instalaciones, jaulas o conejeras, así como los implementos que se utilizan para la alimentación de los conejos.
• Cerciorarse de que el alimento y forraje empleado en la alimentación, no tenga contacto con conejos silvestres.
• Implementar un programa para el control de fauna nociva.
• Revisar constantemente el estado de salud de sus conejos y ante la sospecha de esta enfermedad, notificar inmediatamente a los servicios veterinarios oficiales del Senasica al teléfono 800 751 21 00 o a través del teléfono celular con la app AVISE; un médico veterinario oficial visitará la unidad de producción y obtendrá muestras para el diagnóstico de laboratorio y dará las indicaciones correspondientes.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

cuatro × cuatro =