Des Moines, Iowa, EU, 18 de octubre de 2019.- La agricultura, bienestar, prosperidad y paz están estrechamente vinculados y exigen un esfuerzo colectivo, pero, sobre todo, un enfoque de desarrollo integrado con base en innovación, ciencia y tecnología en la realización de programas, afirmó el secretario de Agricultura y Desarrollo Rural (Sader) de México, Víctor Villalobos Arámbula.

Villalobos Arámbula ofreció una conferencia magistral sobre agricultura, migración y paz en la comida principal del Simposio Internacional Diálogo Borlaug, organizado por la Fundación del Premio Mundial de Alimentación (WFP) en esta ciudad norteamericana.

El Diálogo Borlaug es, además, el marco de la ceremonia de entrega del Premio Mundial de Alimentación —considerado el “Premio Nobel de la Agricultura”—, que se celebra cada año en el Capitolio de Iowa, estado del que era originario Norman Borlaug, Premio Nobel de la Paz 1970.

En el encuentro, Villalobos subrayó que cualquier respuesta definitiva a la degradación ambiental, la violencia, el hambre y la migración forzada exige un esfuerzo colectivo de la comunidad internacional. En México, la administración del presidente Andrés Manuel López Obrador trabaja en esta tarea, estableció.

Señaló que la respuesta a estos problemas requiere un enfoque de desarrollo integrado, con base en innovación, ciencia y tecnología como el que desarrolla el programa MasAgro —colaboración entre Agricultura y el Centro Internacional de Mejoramiento de Maíz y Trigo (Cimmyt), organismo internacional fundado por el Borlaug con sede en Texcoco, Estado de México—, esfuerzo que fue reconocido con el Premio Borlaug en 2014, auspiciado por la misma fundación y la fundación Rockefeller

“México busca replicar la experiencia de MasAgro en el triángulo norte de Centroamérica para contribuir a elevar los niveles de vida, promover la paz y reducir la migración forzada de esa región, por lo que invito a los participantes de este Diálogo a combatir el aislacionismo y a asumir juntos los retos de la seguridad alimentaria global y de nuestro futuro compartido en este planeta”, apuntó Villalobos Arámbula.

En este marco, aseguró compartir la convicción de que la ciencia y la tecnología son principios rectores que no pertenecen solo a universidades, laboratorios o empresas.

“La ciencia, la innovación y la tecnología pertenecen al campo, y para mí ese campo es la tierra de cultivo, especialmente la tierra cultivada por pequeños agricultores de todo el mundo”, subrayó.

Indicó que el Gobierno de México se compromete a expandir programas adicionales, como MasAgro, y a ayudar a adaptar su modelo de intensificación sostenible a otros países del mundo.

“Por esa razón, el Ministerio de Agricultura proporciona fondos y apoyo logístico para la implementación continua de estos Programas de Desarrollo Sostenible como objetivos para 2030”, concluyó Villalobos Arámbula.

En el encuentro, se dio a conocer que México, Nicaragua, Panamá, Perú, Jamaica y República Dominicana han unido esfuerzos para integrar un sistema regional de alerta temprana para la roya de la hoja de café, bajo el Programa Cooperativo Regional para el Desarrollo Tecnológico y la Modernización de la Producción de Café en la región.

“Se trata de un ejemplo del tipo de colaboración interamericana que necesitamos establecer para abordar los problemas regionales que vinculan la agricultura, la migración y la paz”, indicó Víctor Villalobos.

Por otra parte, el secretario subrayó que la administración federal impulsa programas y acciones de gobierno tendientes a rescatar al campo con una nueva política orientada a la autosuficiencia alimentaria.

Indicó que la propuesta de presupuesto rural también está orientada a establecer apoyos directos, con bajo costo operativo, concentrado en programas estratégicos y a favor de pequeños y medianos productores, como los de Producción para el Bienestar, Precios de Garantía, Canasta Básica, Fertilizantes y Crédito Ganadero a la Palabra, así como a cafetaleros y cañeros, entre otros.

La Fundación del Premio Mundial de Alimentación convoca a líderes y representantes de los sectores agroalimentario público y privado de todo el mundo a participar en consultas, mesas redondas y conferencias que abordan diferentes asuntos, retos y perspectivas relacionadas con la seguridad alimentaria a nivel global.

El ganador del Premio Mundial de Alimentación 2019 fue Simon Groot, de los Países Bajos, por desarrollar una industria de semillas mejoradas de diferentes vegetales para los pequeños productores de las zonas tropicales del sureste asiático que actualmente opera en más de 60 países de Asia, África y América Latina y así ha generado dietas mejoradas y diversificados para millones de familias.

Dos mexicanos que trabajaron en Cimmyt han ganado el Premio Mundial de Alimentación: en el año 2000, Evangelina Villegas por desarrollar variedades de maíz de alto contenido proteico que ayudan a combatir la desnutrición materna e infantil, y, en 2014, Sanjaya Rarjaram por continuar el trabajo de mejoramiento de trigo de Norman Borlaug y desarrollar más de 480 variedades de alto rendimiento que se sembraron y continúan sembrándose en todo el mundo.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

diecinueve − 14 =