Ciudad de México, 30 de junio de 2022.- El secretario de Agricultura y Desarrollo Rural (Agricultura), Víctor Villalobos Arámbula, resaltó que ante el reto que enfrenta el campo mexicano, derivado del contexto geopolítico mundial, el cambio climático y el aumento de precio de los insumos, la tenacidad y compromiso de los productores nacionales permitirá seguir garantizando el abasto de alimentos a la población.

El funcionario sostuvo una reunión de trabajo con integrantes de la Comisión de Agricultura, Ganadería, Pesca y Desarrollo Rural del Senado de la República, en la que acordaron reforzar el diálogo y las acciones en favor del sector productivo nacional, principalmente con los de pequeña y mediana escala.

Villalobos Arámbula destacó como fundamental el trabajo coordinado con el poder Legislativo para atender oportunamente las necesidades del sector y propiciar que las políticas públicas brinden a los productores las mejores herramientas técnicas y tecnológicas para potenciar su productividad y competitividad.

Indicó que el aumento en el precio de los alimentos se ha acentuado por bajos inventarios mundiales de fertilizantes, maíz, trigo y aceites, derivado del conflicto en Europa del Este, ya que tanto Rusia como Ucrania, son grandes productores de estos insumos y han interrumpido sus exportaciones.

Enfatizó que México fue uno de los países que apoyó la liberación de la comercialización de productos agroalimentarios de esa región, durante la reunión del Consejo de Seguridad de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) sobre conflicto y seguridad alimentaria, en mayo pasado.

Villalobos Arámbula comentó que México aplicó medidas para disminuir progresivamente la dependencia de importación de granos básicos, principalmente de maíz amarillo, el cual se utiliza para alimentar al ganado.

Precisó que Agricultura ha implementado medidas para fortalecer la producción nacional de maíz amarillo, lo que ha permitido un alza de más de 2.5 millones de toneladas y se prevé que para el final del sexenio se alcancen más de seis millones de toneladas de maíz de gran calidad.

Además, dijo, se amplió la entrega gratuita de fertilizante a más de 700 mil productores de pequeña escala de nueve entidades: Guerrero, Tlaxcala, Puebla, Morelos, Chiapas, Oaxaca, Durango, Nayarit y Zacatecas, quienes reciben insumo producido por Petróleos Mexicanos (Pemex).

Agilizan exportación de alimentos a través del Programa de Inspección Conjunta entre México y Estados Unidos
Ciudad de México, 30 de junio de 2022.- A través del Programa Piloto de Inspección Conjunta, las autoridades sanitarias y aduaneras de México y Estados Unidos agilizaron la exportación de 30 mil 652.8 toneladas de productos agroalimentarios, al reducir a una hora y media, en promedio, el tiempo de cruce que era superior a cinco horas, informó la Secretaría de Agricultura y Desarrollo Rural (Agricultura).

Indicó que el programa se puso en marcha en 2019 en la aduana de Colombia, Nuevo León, y Laredo, Texas, con la participación de los servicios Nacional de Sanidad, Inocuidad y Calidad Agroalimentaria (Senasica) y de Administración Tributaria (SAT) de México y la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza de EU (CBP).

En tres años de operaciones del programa, en el periodo que comprende del 11 de marzo de 2019 al 31 de marzo de 2022, se han revisado 103 mil 744 toneladas de mercancías vegetales y 14 mil 723 toneladas de carne.

El 97 por ciento de las exportaciones corresponden a alimentos de origen vegetal, para lo cual en 2021 Agricultura expidió dos mil 73 Certificados Fitosanitarios Internacionales, que ampararon la exportación de 29 mil 634.8 toneladas de mercancías agrícolas, bajo esta modalidad.

El mayor volumen de productos exportados, a través de este programa, fue de ensaladas, con 19 mil 338 toneladas; seguido de brócoli, cinco mil 447; lechuga, mil 620; apio, mil 565, y col, mil 98 toneladas, entre otros, detalló el Senasica.

Respecto a los alimentos de origen animal, abundó, los productores mexicanos exportaron mil 18 toneladas de cárnicos, amparados con 62 certificados zoosanitarios de exportación.

Durante este lapso, cruzaron por la aduana de Colombia 559 toneladas carne de res fresca, 307 de carne fresca deshuesada, 127 de carne con hueso de res, 214 de despojos y vísceras de res, indicó.

El programa consiste en que los transportes que cuenten con la certificación de seguridad estadounidense de la Asociación de Aduanas y Comercio contra el Terrorismo (C-Tpat) crucen la aduana mexicana sin necesidad de inspección, mediante un carril especial denominado “Fast”, lo que permite que el tiempo para cruzar la frontera disminuya, en promedio, 3.5 horas.

En el procedimiento normal, los vehículos que pretenden cruzar la frontera, pasan por un sistema de seguridad —denominado Semáforo Fiscal—, el cual determina si la unidad es motivo o no de inspección. Esta inspección se realiza de manera independiente en las instalaciones de cada país, operación que tarda entre cinco y siete horas.

Con el Programa de Inspección Conjunta, el cargamento se va directo a la aduana estadounidense, en donde es inspeccionado por personal del CBP, el SAT y del Senasica, a fin de verificar que cumple con las normativas oficiales de los dos países y constatar que no existan riesgos sanitarios.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí