Ciudad de México, 19 de mayo de 2022.- El acero, una de las principales materias primas y elementos químicos del mundo, tiene más presencia de la que imaginamos en la vida de los seres humanos. Juntos, el hierro y el carbono forman el acero, un material 100% reciclable, que, además, de usarse en la construcción civil, también es fundamental en la producción de artículos cotidianos como en la preparación de bebidas y alimentos, electrodomésticos, transporte y en la cadena de generación eléctrica, entre otros innumerables usos.

La rutina de muchas personas consiste en levantarse por la mañana y encender la luz, utilizar el horno para calentar café y pan, salir al trabajo en coche o en transporte público o, incluso, trabajar desde casa. En todos esos procesos, el acero está presente.

“El acero es parte de la solución para el desarrollo de las comunidades, de una economía circular y participa en la sustentabilidad. Dado que es necesario emitir menos carbono, la importancia de este material es que es 100% reciclable. Además, es lo que conforma las fuentes de energía renovable, por ejemplo, las estructuras de las torres de energía eólica y los paneles solares son de acero”, dijo Alejandro Wagner, director ejecutivo de la Asociación Latinoamericana del Acero (Alacero).

Actualmente, 80% de los gases de efecto invernadero provienen de la emisión de dióxido de carbono a la atmósfera y, de este total, entre 7% y 9% tienen su origen en la industria siderúrgica mundial. Si bien América Latina no supera el 2.8% de las emisiones del sector, la región será una de las más afectadas por el cambio climático.

Para cambiar esta realidad, además de estudiar permanentemente el desarrollo de tecnologías en las acerías regionales, con el objetivo de contribuir a la revisión de la hoja de ruta de descarbonización 2050, propuesta por la Agencia Internacional de Energía en 2020, Alacero, entidad civil sin fines de lucro, trabaja en la región al integrar la cadena siderúrgica para promover la innovación, el empleo de calidad, el cuidado del medio ambiente, la excelencia en el recurso humano, la seguridad en el trabajo y la responsabilidad empresarial.

Activa desde 1959, la organización está compuesta por más de 60 empresas y 1.2 millones de trabajadores, que producen aproximadamente 65 millones de toneladas de acero al año. Por su notoriedad en el sector, Alacero agrupa a las empresas responsables del 95% del acero fabricado en América Latina y, además del dominio del mercado, opera a través de la organización de congresos, proyectos y eventos. La entidad es responsable del Alacero Summit, un congreso anual de la industria que reúne a más de 6 mil personas para conexiones y networking en temas como sustentabilidad, tecnologías disruptivas e innovación y el panorama político de la región.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí