Actualmente, la diáspora mexicana calificada está conformada en más de un millón de profesionales distribuidos en alrededor de 20 países, y este lunes, el Instituto de los Mexicanos en el Exterior (IME) de la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE) y la Asociación Nacional de Universidades e Instituciones de Educación Superior (Anuies) firmaron un convenio de colaboración para fomentar el desarrollo de recursos humanos mejor capacitados en las instituciones mexicanas.

La firma del convenio que se realizó en las instalaciones de la Cancillería Mexicana busca aprovechar la diáspora de profesionales mexicanos para generar valor agregado, tanto en los desarrollos científicos de las universidades que engloban la Anuies –institución que forma parte de la Mesa Directiva del Foro Consultivo Científico y Tecnológico (Fccyt)- como en el incremento de la calidad de la educación superior mexicana.

Jaime Valls Esponda, secretario general de la Anuies, señaló que cada vez es mayor la demanda a las universidades de recursos humanos especializados y destacó que a través de este acuerdo la diáspora mexicana calificada puede colaborar con el desarrollo del país a distancia.

“Pensamos en la diáspora como una etapa de desarrollo profesional de los mexicanos en el extranjero que favorece la maduración de los migrantes jóvenes que tienen la oportunidad de cumplir con sus aspiraciones y, al mismo tiempo, revalorar a México. Con ellos trabajamos en iniciativas como el Foro Bilateral sobre Educación Superior, Innovación e Investigación (Fobesii)”, dijo.

Eunice Rendón, titular del IME, comentó que existen trabajos previos entre la diáspora calificada y la Red de Talentos Mexicanos en el Exterior que validan el éxito de la vinculación entre mexicanos en el extranjero, quienes con su experiencia han llevado nuevas ideas a diferentes áreas, incluida la actividad empresarial. Hasta ahora, como resultado de esta vinculación se han creado 50 capítulos de colaboración con más de 4 mil expertos.

“Cambiemos el concepto de fuga de cerebros a circulación del conocimiento para que, a través de la red de mexicanos en el extranjero, se permita que el conocimiento regrese a México”, indicó.

Ofelia Angulo Guerrero, secretaria de extensión y vinculación del Tecnológico Nacional de México, compartió su testimonio de éxito. “La red de mexicanos en Europa está muy interesada en garantizar la incursión de México en la industria 4.0 —fabricación informatizada con todos los procesos interconectados por Internet de las Cosas— tenemos la esperanza de que nuestro país pueda obtener tecnologías disruptivas para hacer más competitiva y más global a la industria mexicana; para ello, la Red de Mexicanos en Europa pone a disposición de las universidades su plataforma de conocimientos en términos de innovación”.

Angulo añadió que hay dos cosas que pueden ampliar el valor agregado al proceso educativo mexicano: el acceso a la red de expertos tecnólogos y la red de expertos en innovación, que forman parte de la Red de Mexicanos en Europa.

“Debemos de aprovechar a nuestras aliados en el extranjero para que las universidades cumplan su cometido y formen a un capital humano especializado que demanda el país”, destacó.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí