La gestión del delegado de la Ciudad de México, en Magdalena Contreras, Fernando Mercado Guaida hace agua en su demarcación política. A menos de un año de que haya tomado las riendas de la delegación, la inseguridad ha tomado niveles alarmantes a tal grado que sus habitantes ya nada quieren saber del priista, porque su imagen personal es más importante que los graves problemas que enfrentan sus gobernados.

A nombre de los afectados, la ciudadana de esta delegación Estela Barrera Ávila relató que la semana pasada su hija fue víctima de un asalto y violación en la colonia donde vive, que es la Sub Estación, en la calle Segunda cerrada número 21, donde hace un año esa zona era tranquila y la comunidad vivía en orden, apuntó.

Barrera Ávila explicó que por diferentes vías se han hecho peticiones al delegado priista para que aplique las medidas necesarias en materia de seguridad para combatir el hampa en la delegación, pero “ni nos ve ni nos oye”, acusó.

“Diario se registran robos, violaciones a jovencitas que van llegando de sus trabajos o escuela y las autoridades delegacionales sólo promocionan la imagen personal de Mercado Guaida, en radio y periódicos”, dijo.

Denunció que este delegado tiene la mira puesta en el 2018 para otro cargo de elección popular, por lo que ha dejado solos a los habitantes de Magdalena Contreras para enfrentar los robos a casa habitación, transeúntes, violaciones y homicidios, entre otros muchos problemas existentes en esta zona.

Barrara Avila, quien tiene viviendo más de 20 años en la Magdalena Contreras, expuso que el delegado priista no ha cumplido ninguna promesa de compaña, la más sentida entre la población: la inseguridad.

“El señor desde que tomó posesión de la delegación, se ha dedicado a vivir su vida, dar entrevistas por radio, a periódicos y revistas y no ha hecho nada. Sólo se dedica a ensalzar su persona para lanzarse como candidato a diputado federal en 2018”, comentó.

La Delegación Magdalena Contreras se ubica en el poniente de la Ciudad de México.
Pertenece al grupo de delegaciones con características rurales en gran parte de su territorio y tiene una connotación forestal con una determinada cantidad de ojos de agua que surten del líquido a la población local, en algunas regiones.

Su contribución al Producto Interno Bruto (PIB) capitalino es bajo, pero muestra cierto crecimiento por su explotación de turismo rural y alternativo.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí