Cancún, Quintana Roo, 15 de febrero, 2021.– Desde majestuosos cenotes y fascinantes playas, hasta escenarios debajo del agua, el Caribe Mexicano y sus destinos de ensueño brindan las mejores atmósferas para celebrar el amor, ya sea un enlace matrimonial, renovación de votos, luna de miel o una escapada romántica. Quintana Roo es el lugar indicado para festejar de manera segura e inigualable.

El turismo de romance y sus tendencias evolucionan en el Caribe Mexicano, sus wedding planners, hoteles y salones de eventos se adaptan a las solicitudes de los enamorados, que van desde tradicionales recepciones privadas, ceremonias mayas en medio de la selva, buceando debajo del mar hasta bodas tipo elopement, una ceremonia aún más íntima.

“La increíble oferta de escenarios, así como el profesionalismo de los proveedores y coordinadores de bodas, quienes tienen la capacidad de diseñar y ejecutar de manera segura cualquier tipo de ceremonia, fortalecen e impulsan el crecimiento del segmento de romance en todos los destinos del Caribe Mexicano”, dijo Darío Flota Ocampo, director del Consejo de Promoción Turística de Quintana Roo.

Pese a las adversidades que han sacudido al mundo, el Caribe Mexicano se mantiene entre las preferencias de turistas nacionales y extranjeros; en los últimos tres años, este segmento ha tenido un crecimiento acelerado, llevándose a cabo durante 2019 más de 90,000 bodas, con un promedio de 50 participantes por evento hasta principios del año pasado.

Los destinos del Caribe Mexicano cuentan con las mejores terrazas, iglesias, jardines con vistas panorámicas frente al mar o laguna, botes y embarcaciones, cenotes, campos de golf, parques naturales y exclusivas playas vírgenes, en las que los enamorados encontrarán la privacidad y la tranquilidad que tanto desean para su viaje.

Dentro de estos destinos se encuentran recintos como Punta Venado en la Riviera Maya, un lugar exclusivo junto a la playa en medio de un área protegida, o para quienes prefieran celebrar su unión de una manera más espiritual, Kantun Chi Ecopark ofrece escenarios mágicos a la orilla de sus cenotes. Sin embargo, para las parejas que buscan algo más tradicional, locaciones como Ixtul son el lugar ideal, con amplios espacios, exuberantes jardines, capilla y suites de lujo.

Tulum, un destino romántico y bohemio por naturaleza, es el paraíso perfecto para quienes buscan una ceremonia más íntima en medio de la selva o a la orilla de la playa. Aquí se encuentran espacios abiertos como Ak’iin Beach Tulum a la orilla del mar turquesa y hoteles boutique como las propiedades de Ahau Collection, que ofrecen un diseño encantador con comodidades exclusivas para consentir a la pareja y sus invitados.

Por otro lado, la Ruta de los Cenotes en Puerto Morelos tiene opciones fantásticas para contraer matrimonio. El misticismo de las cavernas y cenotes atrae a parejas aventureras que buscan salir de lo ordinario, lugares como Aktun-Ha ofrecen un increíble cenote privado y una cabaña rústica, donde los recién casados podrán disfrutar de la tranquilidad de la jungla mientras se desconectan completamente del resto del mundo.

Un destino donde se puede dar el “sí” de manera inolvidable es Cozumel. Una boda a 30 metros bajo el azul turquesa con la inmensidad del océano como testigo es posible gracias a Atlantis Submarines Cozumel, quienes pueden convertir este sueño romántico en realidad, rodeado de especies exóticas, peces coloridos y un sorprendente arrecife de coral. Asimismo, existe la posibilidad de celebrar la unión en tierra, en la exclusiva isla conocida como Isla Pasión.

Al sur del estado, Bacalar tiene ilimitados espacios naturales y locaciones envidiables para ser testigo de un día memorable. Bakhalar, ubicado a la orilla de la laguna de los siete colores, ofrece un jardín espacioso para los familiares y amigos más cercanos y un muelle perfecto para una cena romántica. Un destino con un ambiente único y armonioso, perfecto para complacer las necesidades de los recién casados.

DEJA UNA RESPUESTA

¡Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

2 × tres =