Texcoco, Estado de México.- El secretario de Agricultura (Sagarpa), José Calzada Rovirosa, afirmó que garantizar la seguridad alimentaria es un gran desafío que convoca a todos los países y organismos internacionales, como prioridad estratégica a la que se tiene que responder con visión de futuro y sin poner en riesgo el planeta.

Aseguró que eludir esta responsabilidad tendría costos sociales y políticos, ya que poner fin al hambre, mejorar la nutrición y promover la agricultura sostenible son temas prioritarios y la obtención de resultados impulsa el desarrollo de productos, semillas y granos, con la permanente participación de México.

Calzada Rovirosa encabezó, aquí, los festejos de los 50 años de la fundación del Centro Internacional de Mejoramiento de Maíz y Trigo (Cimmyt), organismo que ha contribuido con el 50 por ciento de las variedades mejoradas que se cultivan en los países en desarrollo.

Señaló que la labor que, sin fines de lucro, realiza el Cimmyt es de gran valía y el énfasis puesto en la investigación emprendida en más de 50 países ha sido fundamental para el desarrollo agrícola y el combate a la pobreza.

Agregó que las variedades mejoradas de maíz y trigo, resultado de investigaciones de este organismo, constituyen bienes públicos universales libres de regalías.

Los logros del Cimmyt, dijo, son indiscutibles y un ejemplo es el desarrollo de más del 50 por ciento de las variedades modernas de maíz y trigo que se siembran alrededor del mundo y la especialización de más de 10 mil científicos de México y de otras naciones, con un trabajo que garantiza la disponibilidad y acceso de alimentos básicos.

Subrayó que la conmemoración de los 50 años del Cimmyt es un llamado a la conciencia, toda vez que la sociedad debe tomar iniciativas en plena concordancia con la preservación del medio ambiente y de la biodiversidad, desde este organismo la ciencia se pone al servicio de la humanidad y colabora para darle un nuevo rostro al campo de México y del mundo, con mayor productividad y sustentabilidad, a fin de garantizar la seguridad alimentaria.

Ante ministros de Agricultura de Afganistán, Bangladesh, Chile, Kenia, Nepal y Paquistán, representantes de organismos nacionales e internacionales y funcionarios de los tres órdenes de gobierno, puntualizó que con la participación de más de 20 naciones, este centro de investigación y ciencia cuenta con 28 mil colecciones de maíz y 150 mil de trigo, con el envío al año de 700 mil paquetes de semillas para el mundo.

El director general del Cimmyt, Martin Krapff, destacó que México es nuestra casa desde 1966, y con su apoyo “hoy se duplican, triplican y multiplican la producción de maíz y trigo”, a través de una agricultura sostenible y la capacitación y aportación de mil 500 especialistas de 50 países.

Sostuvo que la relación de México con este centro cumple medio siglo y es un ejemplo de resultados para el sector agrícola del país y de otras naciones, ya que en los últimos cinco años se han desarrollado 10 variedades mejoradas de trigo, con la participación del Instituto Nacional de Investigaciones Forestales, Agrícolas y Pecuarias (Inifap).

La directora asociada del Instituto Borlaug para la Agricultura Internacional, Julie Borlaug, resaltó que México y sus agricultores le dieron lugar al Cimmyt y se ha logrado la participación de 10 mil expertos agrícolas para el desarrollo de investigaciones de mejoramiento de semillas y la colaboración de más de 200 mil productores.

Expresó que México es líder a nivel mundial en innovación y agricultura, y un importante protagonista en el fortalecimiento de la seguridad alimentaria, con un alto potencial de crecimiento y desarrollo en el sector agrícola.

El secretario de Desarrollo Agropecuario del Estado de México, Heriberto Ortega Jiménez, indicó que el país, en coordinación con el Cimmyt, es un importante actor en la investigación y el desarrollo de cultivos de maíz y trigo, al grado de que el 50 por ciento de la superficie del mundo se siembra con variedades de este centro internacional.

Posteriormente, Calzada Rovirosa, inauguró la “Planta de Alimentos Animal Texcoco”, de la empresa Malta Cleyton, considerada la más grande del mundo en este giro, con una inversión de 250 millones de dólares.

Ahí, señaló que el principal activo de esta empresa es su gente y agregó que este tipo de eventos son muy importantes porque tienen que ver con inversiones cuantiosas en el país para generar progreso.

Destacó que México es el cuarto productor mundial de alimentos balanceados, primero está Estados Unidos, China y Brasil, por lo que somos un mercado atractivo, con un registro de 150 millones de gallinas ponedoras, la producción al día de 120 millones de huevos, 36 millones de cabezas de ganado, 850 mil vientres de cerdo y cada año se producen cinco mil millones de pollos de engorda.

Con todo lo anterior, agregó, el país es el séptimo productor de proteína animal a nivel global, un dato que refleja que México crece en la producción de alimentos para el mercado interno y el internacional.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

catorce − 2 =